diamantina

diamantina

1. s. f. Polvo abrasivo constituido por alúmina cristalizada.
2. ZOOLOGÍA Serpiente venenosa americana de la familia de los vipéridos, considerada muy peligrosa.
Ejemplos ?
En su original en italiano, "Colombina" (palomita), y en francés, "Colombine", es un personaje que por lo general aparece sin máscara de la Commedia dell'Arte. Como la mayoría de las criadas, Franceschina, Mariolina, Ricciolina, Arlequina, Pasquetta, Diamantina, Turchetta, Sineraldina...
Venecia. Veredas: La Débora, Maracaibo, La Diamantina, Los Cristales, Alto Cristales. Trujillo, Perú Trujillo, Honduras Trujillo, España
2006 Amor amante, CD de Lafu (Alejandro Velasco) y Rebeca Velasco, para Ámbitu. 2005 Anabel Santiago canta a Diamantina Rodríguez, CD de Anabel Santiago, para Males Pulgues Records y Galileo M.C.
Al caer la noche, se presenta otro maravilloso escenario que hace continuar la euforia de su población, al mirar un cielo brillante y enjoyado con una vasta pedrería de estrellas, que impresionan las retinas como verdaderas cascadas de luz diamantina, en medio de una luna que nunca se cubre de velos ni de cielos nublados.
Reyes"; y, filosóficas, "El Pacifismo como factor de la Cultura en las Américas", "dejando en cada una de ellas, el signo de su espíritu investigador y sociológico, con un contenido de vino añejo, que se purifica en las entrañas del mismo viñedo, al transcurrir el tiempo, para deleitar i- a la humanidad y calmar su sed de sabiduría, en esa fuente diamantina que forman sus versos, salpicados de ideas y sugerencias valiosas para la educación, especialmente.
¿Quién cantará dignamente a Marte, protegido por su coraza diamantina, a Merión, cubierto con el polvo de Troya, o al hijo de Tideo por el favor de Palas, equiparado a los dioses?
Caída de los cielos duda la Sombra en movimiento blando, y huye vencida en desgarrados velos ante las flechas de oro que de arco tenso arrojan los querubes Aún entre informes nubes lucha Satán, cuando el Arcángel vuela con ímpetu sonoro, ciñendo diamantina su armadura: el sol de fuego embraza por rodela, el haz de rayos como lanza vibra, y en su antro hundiendo a la Tiniebla impura, de nuevo al Cielo amenazando libra.
-No tema -me dijo- que aunque diablo y perteneciente a la décima legión, llevo debajo la diamantina coraza un corazón asaz blando; y tanto que cierta dulcísima pasión, encontrándole muy cómodo, ha hecho de él un asiento.
Las naves descargaron sus bronces colosales, revoloteó la muerte blandiendo su segur; graznaron de alegría los cuervos imperiales, gritaron los esclavos: "¡Ya es nuestro Paysandú!" Rasgó la nube inmensa que fuego y muerte brota, un rayo bendecido de diamantina luz...
A veces las burbujas eran atravesadas por un asombroso estambre que surgía de una gran ráfaga diamantina y las tejía como haciendo una regia capa de gigantesco telón que se iba alzando hasta descubrir las calles de aquella ciudad submarina.
Pareciole entonces al mozo que no existía en el mundo cosa más apetecible que la beldad de Claraluz, y pegado a sus pasos como la sombra al cuerpo, y hecho jazmín de su reja, la persiguió, acosó y sitió hasta que ella dio en pagarle tanto rendimiento con otro mayor, de mejor ley y firmeza diamantina.
-«Entonces le toca a mengano». Y por la boca de mengano entraba el grano color de oro o la gota de agua diamantina. Gran regocijo era para Manolo contemplar aquellas idas y venidas.