Ejemplos ?
En uso de sus atribuciones exclusivas, Bachelet decidió que no se le efectuaría un funeral de Estado, como ex presidente de la República, ni se decretaría duelo oficial.
De camino a los vestuarios continuaron las agresiones a los visitantes al contrario que los locales, despedidos con vítores mientras estos enfilaban la marcha serenos. Media hora después, el árbitro decretaría la suspensión del partido con el resultado de 0-0.
Si alguno de estos pedidos de quiebra no era atendido en tiempo y en forma por El Hogar Obrero dentro de los plazos establecidos por el Juez del Concurso, éste decretaría la quiebra de la Cooperativa.
En septiembre de 1970, y tras perder cerca de 170 millones de cruzeiros solo en impuestos, se anunció durante la emisión de un programa en directo que el Gobierno Militar decretaría el final de Rede Excelsior al no subsanar su deuda contraída.
El ministro del Interior y Justicia, Germán Vargas Lleras anunció que el gobierno decretaría la "catástrofe nacional" para poder utilizar créditos y poder solventar a los damnificados por la oleada invernal.
Para hacer cualquier alteración, adición o reforma en la Constitución será necesario que la diputación que haya de decretaría definitivamente venga autorizada con poderes especiales para este objeto.
Si en circunstancias extraordinarias la seguridad del Estado exigiese, en toda la Monarquía o en parte de ella, la suspensión de algunas de las formalidades prescritas en este capítulo para el arresto de los delincuentes, podrán las Cortes decretaría por un tiempo determinado.
El General Charles de Gaulle fue quién decretaría el embargo, y posteriormente ordenaría la compra de los 50 aparatos, designándolos Mirage 5F.
C.) decretaría el cierre de los pocos templos paganos que aún estuvieran funcionando en todo el Imperio Bizantino (del cual Egipto era una provincia).
El gobierno existente entonces sería substituido por un gobierno elegido dentro del sindicato revolucionario, y el gobierno socialista nuevamente elegido decretaría rápidamente las enmiendas constitucionales u otros cambios en la estructura del gobierno necesarios para respaldar el proceso revolucionario.
La villa albojense tomó parte activa en las continuas y pertinaces sublevaciones moriscas, acaecidas en el siglo XV a lo largo y ancho del Reino de Granada; sería el rey Felipe II el que, tras derrotar a los moriscos, decretaría su expulsión de la comarca y la repoblación de la villa con cristianos traídos de Valencia y La Mancha, constituyéndose Albox entonces en concejo municipal o ayuntamiento en el año 1563, bajo el mando del que fuera su primer alcalde, Antón de Andrano.
Ese mismo día 23 se realizaron las conversaciones, donde los enviados de Franco reiteraron que sólo sería aceptada la rendición sin condiciones de las tropas republicanas, agregando que en un plazo de dos días la aviación de la República debería ser entregada a los franquistas, y que el 27 de marzo se decretaría un alto al fuego en todos los frentes para que las tropas franquistas avanzaran.