decasílabo

(redireccionado de decasílabos)
Búsquedas relacionadas con decasílabos: alejandrinos, endecasílabos

decasílabo, a

adj./ s. m. POESÍA Se aplica al verso que tiene diez sílabas.

decasílabo, -ba

 
adj.-s. métr. Díc. del verso compuesto por diez sílabas.
Traducciones

decasílabo

A. ADJdecasyllabic, ten-syllable
B. SMdecasyllable
Ejemplos ?
La popular La de experimentación personal: Follas novas se distingue por la innovación métrica, por unas combinaciones métricas inusitadas ("Unha vez tiven un cravo", "Cada noite eu chorando pensaba"...), formas estróficas flexibles, asonancia irregular, agrupaciones libres de versos y combinaciones varias: de octosílabos y endecasílabos, de octosílabos y alexandrinos, de decasílabos con dodecasílabos, etc.
«El jardín amurallado de la verdad» es un masnavi o mathnawi, género poético característico de la literatura persa que se basa en estrofas de dos versos o pareados, en número indeterminado y con el esquema de la rima aa/bb/cc, etc.El Hadiqat al-Haqiqa se compone, en sus versiones más extensas, de 10.000 versos en 10 libros o secciones, con aproximadamente 11.500 líneas; cada línea consiste en dos hemistiquios, cada uno de ellos con diez u once sílabas, lo que vendría a suponer aproximadamente unas 23.000 líneas de versos decasílabos en español.
Se considera que el primer poema occitano es un fragmento del siglo XI de 275 versos decasílabos conservado en un manuscrito de Orleans, impreso por François Juste Marie Raynouard en 1817 por primera vez.
Es una composición muy similar a las escritas en honor de Carlos II, aunque con menos majestuosidad. Destacan en ella los decasílabos de arranque esdrújulo y la alegoría mitológica para ensalzar a la reina.
La letra, un hermoso poema inspirado en el más glorioso hecho de armas de cuantos constituyen nuestra epopeya, está dividido en cinco partes, cada una de ellas compuesta por ocho versos decasílabos, subtitulados: “Coro de los estudiantes” y estrofas I, II, III y IV.
La estructura de sus obras sigue los cánones provenzales, como por ejemplo versos decasílabos en dos hemistiquios cesurados en la cuarta sílaba, agrupados en estrofas de ocho versos con la presencia de una tornada final que contiene la «señal» (seudónimo).
En el arte mayor, los versos de nueve sílabas se denominan eneasílabos; los de diez, decasílabos; los de once, endecasílabos; los de doce, dodecasílabos; los de trece, tridecasílabos; los de catorce, alejandrinos o tetradecasílabos, etc.
Si en sus libros iniciales se halla la poesía pintoresca y costumbrista al lado de la inspiración becquueriana, los resabios moralizantes y cívicos de la poesía a lo Gaspar Núñez de Arce y la perfección parnasiana, se encuentran desde La vida inquieta (1894) atisbos de culturalismo y un culto a la belleza que son propios ya del Modernismo más avanzado. En una ocasión, además, ensaya el ritmo anapéstico de los decasílabos.
La letra original del himno consta de diez estrofas en octavas italianas con versos decasílabos y agudos en cuarto y octavo lugar y la cuarteta del coro con agudos en segundo y cuarto.
Olvidemos el jasado y abramos cuenta nueva, ,que oja- lá perdure por los siglos de los siglos. Pero no transijo con que se cambien los cuatro decasílabos del coro.
Si cree— como me lo dice— que son las estrofas del himno las que deben ser cambiadas, por su pésimo gusto literario, y por ser ya inoportunos los arranques de patrioterismo que con- tienen, y si desea, como deseo yo y desean muchos, que se con- serven los decasílabos del coro, que encierran el primer grito de nuestra ventura al reconquistar la libertad, es una razón más para que forme usted parte del Jurado, á fin de sostener sus opiniones, y vencer de todos modos, aduciendo razones que sus colegas no desoirán.
Pese a no abandonar en su obra la métrica tradicional (redondillas, decasílabos, alejandrinos), la transformaba de manera personal mediante los ataques la gramática, y por los juegos de palabras.