Ejemplos ?
Se trata de no caer en el mismo error corporativista del sindicalismo oficial, por ello, a cada empresa hay que llevar cotidianamente la información relativamente a otros sectores y, sobre todo, en las grandes empresas y administración hay que concienciar de la situación de los sectores de pequeña y mediana empresa y de economía sumergida.
Sus consecuencias son: 1º Distanciamiento de la clase obrera con la lucha real, estableciendo entre los trabajadores una competencia de carácter parlamentario y unos planteamientos reivindicativos de carácter corporativista.
llegarán hasta ellos por los hilos misteriosos que ponen en constante comu- nicación a los que tienen unos mismos ideales e idénticas as- piraciones y les infundirán ar- dor y aliento para vencer, para imponer el derecho y la justicia frente a las brutales imposicio- nes del militarismo, que intenta pisotear la más gloriosa con- quista de la democracia espa- ñola para imponernos una Re- pública corporativista a la ale- mana o una República presi- cialista, militarista a la por- tuguesa.
Los trabajadores han perdido en gran parte sus objetivos como consecuencia de las manipulaciones de partidos y sindicatos que, en la mayoría de los casos, apuntan a un reformismo corporativista, que lleva a la perduración indefinida del sistema de explotación que padecemos.
Destacó como líder de las fuerzas que pretendían la instauración de una monarquía autoritaria corporativista, a través del partido Renovación Española, aunque no mantuvo muy buena relación con las otras fuerzas de la derecha: la mayoritaria, partidaria de contemporizar con la República (CEDA) y las más próximas al fascismo, como Falange Española.
En concreto, Saint-Yves imaginó una Europa Federada (así como todos los estados integrados) con un gobierno Corporativista compuesto por cuatro estamentos: Consejo de Estado, Académico, Judicial, y Comercial.
Fue a partir de esta legislación donde se sentaron las bases para la creación de una nueva Organización sindical basada en el modelo corporativista de un Sindicato vertical que agrupara a trabajadores y empresarios en una misma organización.
Su forma de gobierno ha sido descrita como comunista y socialista, pero también como autoritaria y corporativista, con fuertes restricciones en muchas áreas, más notablemente respecto al libre acceso al Internet, la libertad de prensa, la libertad de reunión, el derecho a tener hijos, la libre formación de organizaciones sociales y la libertad de culto.
Durante la dictadura, debido al sistema corporativista, los Sindicatos mandaban a varios consejeros a las Cortes Españolas en representación de la Organización sindical, aunque posteriormente también mandarían representantes («procuradores») al Consejo Nacional del Movimiento y al Consejo del Reino.
Rechazo posiblemente causado por ser civil y mujer y además socialista, y también por las posibles reformas que efectuaría a tal institución que es considerada machista, corporativista y profundamente sometida a las órdenes de altos grupos de poder económico y geopolítico.
Desde entonces, trató de articular con su Partido Republicano Conservador una opción política que compaginase las ideas propias de las clases sociales conservadoras con el sentimiento republicano y demócrata, pero en las elecciones de noviembre de 1933 sólo pudo contar con 17 diputados, ante la irrupción de la CEDA, de fuerte carácter católico, corporativista y accidentalista en las formas de gobierno (oficialmente les era indiferente la forma de gobierno, puesto que lo que les importaba era su contenido) en el panorama político español.
La ideología del rexismo apelaba a la regeneración moral de la sociedad belga de acuerdo con las enseñanzas de la Iglesia Católica romana, formando una sociedad corporativista y aboliendo la democracia.