confitero


También se encuentra en: Sinónimos.

confitero, a

s. OFICIOS Y PROFESIONES Persona que elabora dulces.

confitero, -ra

 
m. f. Persona que tiene por oficio hacer o vender dulces y confituras.

confitero, -ra

(komfi'teɾo, -ɾa)
sustantivo masculino-femenino
occupations persona que se dedica a fabricar o vender dulces Necesito un confitero para mi confitería.
Sinónimos

confitero

, confitera
sustantivo
Traducciones

confitero

confectioner

confitero

/a SM/Fconfectioner
Ejemplos ?
Desde 2006 la marca Galletas Fontaneda es comercializada por la multinacional Mondelēz International (antigua Kraft Foods). El confitero de origen burgalés Eugenio Fontaneda Millán, que aprendió el oficio en Reinosa, Gutiérrez Flores, Jesús.
Georges: Es un oso confitero que trabaja en su tienda vendiéndoles dulces a los niños al lado de una escuela el cual tiene una esposa llamada Lucienne, y su único hijo, León.
En 1776, durante el reinado del sultán Abdul Hamid I, un confitero con mucha experiencia, Hacı Bekir Efendi, llegó a Estambul procedente de una pequeña ciudad de Anatolia.
Tras esta publicación de Juan de la Mata, no se realiza otra de repostería hasta comienzos del siglo XIX. Ceferino Noriega que escribe «Manual del confitero y pastelero», obra con la que se abre el siglo XX.
Si, como dice Palomino, murió en el año 1697 a los "setenta y cinco de su edad", la fecha de su nacimiento debería ser 1622, lo que podría venir corroborado por la partida de bautismo conservada en el archivo de la parroquia de San Sebastián de Madrid del hijo de un confitero llamado Diego González de la Vega y de su mujer María Valdés el 4 de febrero de 1622.
The Culinary Institute of America, 8,9. Confiseur (Confitero) - Elabora caramelos y petits fours en los pequeños restaurantes esta operación la realiza el pâtissier.
El hombre se presenta a sí mismo como Arthur Slugworth, un confitero rival que intenta pagarle a Charlie por una muestra de la última creación de Wonka, el chicle eterno.
El origen de la Casa Dintel se remonta al siglo XVI. Fue adquirida por un confitero de origen italiano, el cual hizo del dintel una pequeña obra maestra.
Con motivo de querer invitar Don José Maestre, en aquellos tiempos Ministro, a Don Juan de la Cierva a su casa del Estacio, mandó al confitero de San Javier a Casa de Don Jaime Bosch, para que aprendiera la receta del pastel que tanto le gustaba a Don Juan y así agasajarlo.
La empresa, fundada por el confitero zamorano José Gullón Barrios, experimentó una notable relevancia cuando la infanta Isabel de Borbón la nombró suministradora oficial de la Casa Real, lo que supuso un espaldarazo para su prestigio.
De esta manera, fue como el confitero de San Javier "Confitería La Peladilla", aprendió a realizarlo, continuando sus descendientes haciéndolo, aunque poco se parece en la actualidad a la receta original, que aún conservan todos los descendientes de "Bienert Runggaldier", que en origen estaba integrado por una masa que se hace con una libra de manteca, otra de azúcar blanca, una copa de vino blanco, un polvito de canela, y dos huevos.
Se obsequiaban dulces y se echaban confites; en los albores de la capital de la Nueva España, apareció un confitero español llamado Francisco de Ledesma, quien con una negrita liberta llamada Barbola, elaboraba conservas, alfeñiques y mazapanes de influencia árabe, además de ciertos dulces llamados confites especiales para las celebraciones, pues servían para arrojarlos al pueblo en forma alegre y jovial durante el desfile; rara vez faltaron estos dulces, pero hubo casos extremos que cuando faltaron los confites, fueron sustituidos por los confetis de papel.