Ejemplos ?
Fué en 1785 cuando empezó á ponerse en boga la galana suerte de capear á caballo, desconocida entonces aún en Es- paña, y en la que fué tan eximio el marqués de Valle Umbroso, don Pedro Zavala, autor de un libro que se publicó en Madrid por los años de 1831, con el título .—Escuela de caballería, con- forme á la práctica observada en Lima.
Aunque la borrasca en efecto sobrevino, Carlos prefirió capear el temporal que arrojar el crucifijo al mar como le había indicado Sebastián que hiciera.
Bañar los costados: regarlos con el agua del mar para lavarlos y refrescarlos. Mostrar el costado al viento: lo mismo que orzar, ya para capear o ya para navegar.
A las 9 pm, las advertencias de huracán se extendieron hacia el norte a Portsmouth, New Hampshire, mientras avisos de temporal y una alerta de huracán se emitieron hacia el norte a Eastport, Maine. Los buques atracados en el puerto en Newport, Rhode Island entraron en la bahía para capear el temporal.
Temporalmente logró con ello calmar el resentimiento popular y capear el temporal, pero sus enemigos internos salieron con una última apuesta para derrocarle: lograron quitarle el generalato e imponerle una multa estimada de entre 15 y 50 talentos.
El 8 de mayo, gracias a la habilidad de Worsley para la navegación, avistaron los acantilados de Georgia del Sur, pero vientos huracanados les impidieron llegar a tierra. El grupo se vio obligado a capear el temporal lejos de la costa para evitar estrellarse contra las rocas.
El 16 de enero de 2009 y después del escándalo que destapó el diario deportivo MARCA sobre el fraude que se había producido en la última Asamblea del Real Madrid, en la que socios no compromisarios habían ejercido como tales, habían participado en la misma personas que ni siquiera eran socios, incluso hasta uno era socio del Atlético, Ramón Calderón intentó capear el temporal responsabilizando al directivo responsable de Socios, Peñas y Área VIP, Luis Bárcena, y a un empleado de su confianza, Mariano Rodríguez de Barutell "Nanín".
El rector de la Universidad de Atenas, el reputado intelectual Jristos Kitas, que presentó su dimisión al cargo en razón de las protestas, explicó: Los planes económicos con los cuales el gobierno procuró capear las repercusiones locales de la crisis financiera internacional fueron muy criticados por las fuerzas políticas de izquierda.
No obstante, las blancas deben prepararse para capear el furioso Ataque yugoslavo, y en particular la variante Mar del Plata —Svetozar Gligorić la jugó con éxito en Buenos Aires.:1.d4 Cf6 2.c4 g6 3.Cc3 Ag7 4.e4 d6 5.Cf3 0-0:1.d4 Cf6 2.c4 g6 3.Cc3 Ag7 4.e4 d6 5.Cf3 0-0 6.
El hombre que conoció la sangre y el sudor del rock & roll, ahora le tocaba capear con las lágrimas, es decir, la lucha a base de quimioterapia para conseguir salvar una vida ya marcada.
Ungar predijo correctamente las últimas 156 cartas sin equivocación y se ganó 100.000$ y la amistad de Stupak. En 1982 Stu fue denunciado por un casino de Atlantic city por “capear” la apuesta.
En tales casos conviene capear con velas altas, para aguantar el barco y tenerlo más sosegado, haciéndole sumergir más y escorar, con lo cual partirá al puño con más facilidad.