ascomicetes

ascomicetes

 
m. pl. bot. Subclase de hongos de micelio tabicado y cuyas células madres forman en su interior cuatro u ocho esporas endógenas.
Ejemplos ?
En la mayoría de los ascomicetes la reproducción asexual implica la formación de esporas llamadas conidios que se desprenden de los extremos de hifas especiales denominadas conidióforos.
Entre los ascomicetes más primitivos se incluyen las levaduras usadas en panificación y en la elaboración de bebidas alcohólicas, como la levadura de la cerveza (Saccharomyces Cerebisiae).
Los hongos superiores se agrupan en dos clases, Ascomicetes y Basidiomicetes, según el desarrollo de las esporas vegetativas tenga lugar en ascos o en basidios.
La reproducción sexual de estos hongos es análoga a la de los ascomicetes: dos filamentos uninucleados o haploides se fusionan para formar una célula binucleada o diploide, sobre la cual se forma otra que se llama basidio, también diploide.
Las trufas y las criadillas de tierra son ascomicetes que viven bajo tierra en simbiosis sobre las raíces de plantas superiores. En géneros como morchella, con especies que se encuentran entre los hongos comestibles más apreciados (colmenillas), el apotecio está situado sobre una estructura semejante a un tallo o puede presentar plegamientos y estar algo retorcido.
Pero también hay especies de ascomicetes perjudiciales, tales como taphrina deformans, parasito obligado causante de la lepra del melocotonero y otras responsables de tizones, chancros, oídos y diversas pobredumbres que constituyen graves enfermedades para las plantas.
Las trufas (Tuber) son un género de hongos ascomicetes de la familia Tuberaceae. Presenta una relación simbiótica micorrícica con árboles, como los castaños, nogales y especialmente los del género Quercus como las encinas o los robles.
Los cuerpos fructíferos o ascocarpos proveen alimento a un conjunto diverso de animales, como insectos, babosas, caracoles hasta roedores y mamíferos grandes como el ciervo y el chancho salvaje. Los hongos ascomicetes son conocidos también por sus relaciones simbióticas con otros organismos.
Probablemente desde muy temprano los ascomicetes “domesticaron” a las algas Chlorophyta o algas verdes, como así también a otros tipos de algas y a cianobacterias.
Alrededor del 42% de los ascomicetes (aproximadamente 18.000especies) forman líquenes y la gran mayoría de los hongos que forman líquenes pertenecen a este grupo.
Estos hongos recién forman ascocarpos después que los insectos se han ido así que se piensa que se trata de hongos cultivados por ellos por comparación con lo que ocurre en varios casos de asociaciones con Basidiomycota. Los escarabajos de la corteza, de la familia Scolytidae, son simbiontes importantes de ascomicetes.
En los verdaderos ascomycetes también encontraremos el ciclo parasexual. Los ascomicetes llenan una función central en la mayoría de los ecosistemas terrestres.