Ejemplos ?
-Pues este DIEGO GARCÍA DE PAREDES, este ascendiente mío..., que ha tenido un descendiente boticario, tomó a Cosenza y Manfredonia; entró por asalto en Cerinola, y peleó como bueno en la batalla de Pavía!
Lo interrumpí cuando Agramante había dado asalto a una puerta; y cómo yerra, porque desprotegida la creía, y era allí donde el paso más se cierra; porque en persona Carlos la atendía con los demás maestros de la guerra: los Guidos, Belenguer, Avolio, Avino, Oto, Angeler, y más de un Angelino.
Avanzaba a la deriva, pero temiendo cualquier asalto de peligro; de golpe, una inmensidad de insectos que semejaban miles de aviones de guerra, me atacaron; yo corrí, pero todo intento de huida, parecía destinado al fracaso.
El prestamista, tomándose con la mano un haz de estas barbas, dijo, al tiempo que se las retorcía con colérica frialdad: -¿Qué te has creído? ¿Que yo asalto a los traficantes, como ese bandido de Raisuli?
Contemplemos a Goya, de hinojos y rezando ante un espejo, a Coll, el paladín en cuyo asalto cartesiano tuvo un sudor de nube el paso llano o a Quevedo, ese abuelo instantáneo de los dinamiteros o a Cajal, devorado por su pequeño infinito, o todavía a Teresa, mujer que muere porque no muere o a Lina Odena, en pugna en más de un punto con Teresa...
HUELGA EN LA DESCONSOLADA. (No entiendo) TERRIBLE ROBO Y ASALTO EN LA PENITENCIARIA. LE ROBARON A LA PRINCESA HUEVONIA SU COLLAR DE ESMERALDAS.
Al. El debate modernidad posmodernidad. Ediciones el cielo por asalto. Buenos Aires, 1993. Bordieu, Pierre y Jean-Claude Passeron.
No obstante, quienes desairan el producto de los lexicógrafos, tumbaburros han dicho los humoristas, les importa un comino y la sal escribir como sea. Asalto al buen escribir van apareciendo en diversos letreros, avisos o anuncios, expresiones como Biba el bicentenario, aros con leche, festege la independensia, prestamos a corto plaso, tortas de güebo, halasiados de cavello, se bende, regrezamos a las sinco, conpre oi, zopa de pasta, caye serrada, bestidos de ceda, se proive hanunciar y tantas y tantas que ojos observadores con deseos de divertirse pueden descubrir hasta en los sitios más intelectuales.
Luego vendría por complemento necesario el asalto a las posiciones del Poder Ejecutivo y, por consecuencia, el imperio de la oligarquía… Pero, vengamos a los hechos para mostrarla en su proceso de formación.
Estas señales precedieron las dos veces que esta ciudad fue entrada por asalto por los, sacrificando los habitantes sus vidas en la defensa.
Como Comandante en Jefe del Ejército y la Armada, he mandado que todas las medidas sean tomadas para nuestra defensa. Pero siempre nuestra nación entera recordará la brutalidad del asalto en nuestra contra.
Europa sentíase alarmada ante las conmociones de Francia, próxima a dar a luz algo nuevo y monstruoso; agitaciones, motines, las fortalezas reales tomadas al asalto por el populacho, los reyes en peligro, después, con lenta degradación de la Monarquía, su fuga infructuosa, la invasión de las Tullerías, la prisión, el suplicio de los regios parientes.