aristocracia

(redireccionado de aristocracias)
También se encuentra en: Sinónimos.

aristocracia

(Del lat. aristocratia < gr. aristokratia < aristos, el mejor + kratos, fuerza.)
1. s. f. POLÍTICA Forma de gobierno en que sólo ejercen el poder las personas más notables o una clase privilegiada.
2. SOCIOLOGÍA Nobleza de un país es un relevante miembro de la aristocracia británica.
3. Grupo que destaca en un ámbito determinado sólo asiste al congreso la aristocracia de las finanzas.

aristocracia

 
f. polít. Forma de gobierno en la que el poder político es ejercido por una clase social privilegiada, en virtud de pertenecer a unos linajes determinados.
Clase noble de un país.
p. ext.Clase que sobresale entre las demás por alguna circunstancia.

aristocracia

(aɾistoˈkɾaθja)
sustantivo femenino
1. sociología clase social con poder, dinero y títulos de nobleza Las familias de la aristocracia realizan grandes fiestas elegantes.
2. política forma de gobierno en que domina la clase alta o nobleza Antes de la democracia, la aristocracia era la forma de gobierno en Grecia y Roma.
3. grupo de personas que destaca en un ámbito Al congreso asiste la aristocracia intelectual.
Sinónimos

aristocracia

sustantivo femenino
Traducciones

aristocracia

aristocracy

aristocracia

Adel

aristocracia

aristocratie

aristocracia

aristocracia

aristocracia

aristocratie

aristocracia

أرستقراطية

aristocracia

arystokracja

aristocracia

аристокрация

aristocracia

贵族

aristocracia

貴族

aristocracia

aristokracie

aristocracia

aristokrati

aristocracia

貴族

aristocracia

귀족

aristocracia

aristokrati

aristocracia

SFaristocracy
Ejemplos ?
¿Quién es más grande que la Inglaterra? Estas naciones, sin embargo, han sido o son aristocracias y monarquías. A pesar de tan crueles reflexiones, yo me siento arrebatado de gozo por los grandes pasos que ha dado nuestra República al entrar en su noble carrera.
Y si, apartando los ojos de las regiones orientales, los volvéis a las partes de Occidente, ¿qué veis en las repúblicas griegas sino aristocracias orgullosas y tiránicas oligarquías?
Las decisiones adoptadas en materia salarial son, por consiguiente, la clave de una moderna política de ingresos y de una concepción progresista de las fuerzas sociales. Sus enemigos las calificaron como favoritismo hacia supuestas "aristocracias obreras".
Eran las fastuosas fiestas de Versalles, las soirées de las palatinas elegancias, el Grand Trianon, bazar de las aristocracias extintas, las sonrisas de las marquesas Pompadours, los minuets y las gavotas ritmadas a un aire cortesano de Scarlatti o Couperin, los cabellos empolvados que copiaban las cornucopias de oro, las siluetas casi aéreas de exquisitas languideces que Watteau, Fragonard o Creuzo aprisionaron, con toda su vaporosa gracia, en telas admirables.
Pareciera que la esquizofrenia de los mestizos poderosos que la detentan, decretara dedalmente la destrucción de sus conflictos bastardos de antigualla avergonzada, para sentirse libre de creídos pasados afrentosos y como nuevos de inmaculada virginidad, reconstruír aristocracias fallidas y culeras con carteles de progreso, a pesar de seculares tradiciones cósmicas.
Ni la una ni la otra de estas dos aristocracias ha producido grandes hombres, pero la primera, la de los apellidos vinosos, no llegó nunca a la impudicia de esta obra de los apellidos bancosos.
Lo que varía es la consecuencia peculiar de la distinta agrupación histórica: en un pueblo de ingleses y holandeses y alemanes afines, cualesquiera que sean los disturbios, mortales tal vez, que le acarree el divorcio original del señorío, y la llaneza que a un tiempo lo fundaron, y la hostilidad inevitable, y en la especie humana indígena, de la codicia y vanidad que crean las aristocracias contra el derecho y la abnegación que se les revelan, no puede producirse la confusión de hábitos políticos, y la revuelta hornalla, de los pueblos en que la necesidad del conquistador dejó viva la población natural, espantada y diversa, a quien aún cierra el paso con parricida ceguedad la casta privilegiada que engendró en ella el europeo.
Tenía horror y desprecio a la política, a las cuestiones del día; pero cuando hablaba por azar de ellas, se mostraba francamente reaccionaria, tomando partido de la Iglesia contra la insolencia de los librepensadores, de los reyes contra los pueblos, y de todas las aristocracias contra la vil canalla de las calles.
Un crecimiento cuyos beneficios se concentraran en pequeños grupos o regiones, una restauración virtual de antiguas pseudo - aristocracias, un gigantismo urbano originado en la miseria rural, un sistema económico esencialmente inadecuado para absorber la demanda de empleo, no sería sino apariencia de desarrollo.
Las civitates peregrinae eran a menudo gobernadas por los descendientes de las aristocracias que las dominaron cuando aun eran entidades independientes en la era pre-conquista, aunque muchos de estos podían haber sufrido una gran disminución de sus territorios durante el período de invasión.
Casi todos estos autores terminarían notando que el surgimiento de los mismos se había dado en sociedades que combinaban, a la vez, un incipiente espíritu libertario individualista y burgués, con un igualitarismo socioeconómico promovido por versiones del absolutismo que debilitaban la jerarquización social frente a aristocracias que ya no tenían un pasado feudal...
Se esperaba la obediencia de los más pobres hacia los más ricos. Gengis Kan prefería reinar a través de las aristocracias locales, aunque si estas se le oponían no tenía reparo en eliminarlas.