Ejemplos ?
No utilizar antitusivos o antihistamínicos Si existen factores de mal pronóstico, revalorar en 48 h Instruir a la madre/padre en el reconocimiento de los signos de alarma.
El efecto secundario de somnolencia que presentan estos antihistamínicos de primera generación ha llevado a su utilización en el tratamiento del insomnio, incluso como especialidades farmacéuticas publicitarias.
Su utilidad está limitada a los pacientes con personalidad proclive a la adicción, alcohólicos, enfermos que no responden a otros tratamientos, o para la deprescripción de las BZD. Otros antihistamínicos incluyen clorfeniramina, prometazina y doxilamina.
Estructura química y molecular Ebastina: • Segunda generación H1, bloqueador de los receptores • C32 H39 NO2 • 4-difenilmetoxi-1-(3-4-terbutilbenzoil-propil) piperidina • Peso molecular 469,62 El metabolito activo de la ebastina es la carebastina con una tasa de conversión del 100% La ebastina tiene una estructura química única que se diferencia de otros antihistamínicos de segunda generación.
Los que producen, además, un bloqueo de algún componente vegetativo (sistema nervioso autónomo): antihistamínicos, neurolépticos, antidepresivos (tricíclicos, inhibidores de la recaptación de 5-HT e inhibidores de la MAO) y bloqueadores beta-adrenérgicos.
Los antihistamínicos H1 no sedativos, se administran con el objetivo de mejorar el prurito, las crisis de enrojecimiento, el edema, el mal estado general, el dolor abdominal y el desarrollo de ampollas.
La mayor parte de las mastocitosis de los adultos con lesiones en la piel tienen un buen pronóstico. A pesar de no constituir una alergia suele ser frecuente que su tratamiento médico en ciertos casos sea con Antihistamínicos.
Los antihistamínicos clorfeniramina y difenhidramina tienen efectos hipnóticos y sedativos con propiedades ansiolíticas medias en su uso fuera de indicación.
Pertenece al grupo B de las categorías farmacológicas en el embarazo de la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos. Los antihistamínicos pueden inhibir la lactancia debido a su efecto antico­li­nérgico.
Los pacientes con reacciones anafilácticas de repetición deben realizar una profilaxis mediante la toma regular de antihistamínicos H1 y H2.
Se utiliza para el tratamiento de la rinitis alérgica, fiebre del heno y otros procesos alérgicos que responden a antihistamínicos.
La administración de oxígeno por cánula es útil para atenuar la hipoxia tisular concomitante al choque. Los antihistamínicos no tienen una real utilización, por su poca eficacia de acción.