Ejemplos ?
Alrededor de las 3:30 pm, más fuerzas reales amotinadas llegaron como refuerzos para la multitud, siendo estos oficiales de infantería entrenados y varios cañones.
179 Los intentos del día anterior de la comandancia del distrito militar de la capital de usar las unidades no amotinadas contra los manifestantes habían fracasado.
Acto seguido Julio César decide ir a Hispania para aplacar a las tropas amotinadas y utilizando la política logra obtener de nuevo el apoyo de sus soldados, castigando con pena de muerte a los que iniciaron el movimiento.
La postura de la dirección del partido bolchevique era aún incierta cuando grupos de soldados de varias unidades amotinadas y miles de trabajadores acudieron a su sede en la mansión Kshesínskaya (entonces propiedad de Mathilde Kschessinska), cercana a la Fortaleza de San Pedro y San Pablo y forzaron definitivamente el apoyo de la organización al alzamiento.
El ataque comenzó a la 15:30 horas, cuando la artillería del ejército abrió fuego sobre el solitario destructor Riveros, que protegía las instalaciones navales amotinadas.
La llegada de Quinto Petilio Cerial con un poderoso ejército intimidó a los galos y a las tropas amotinadas, que se sometieron de nuevo a Roma.
El campanio fue hecho prisionero, y se pasó a cuchillo a prácticamente la totalidad de su ejército. A esta catástrofe siguió la sumisión de la mayoría de las ciudades amotinadas.
La consecuencia fue un motín generalizado que condujo a Cartago a la guerra civil conocida como "La Inexpiable". Las tropas amotinadas, que ascendían a 20.000, ocuparon la ciudad de Túnez, a sólo 17 km de Cartago.
Dicho veto, provocaría la reacción militar de tres zonas militares amotinadas contra el gobierno del presidente provisional Eusebio Ayala.
Estudió nueve años en la Universidad de Lovaina y luego siguió una carrera militar y política, protegido por el gobernador y capitán general de Flandes Luis de Requesens: negoció con unas compañías amotinadas en Maastricht, prendió a los culpables de una revuelta a favor del príncipe Guillermo de Orange, confiscó bienes de los rebeldes en Bergen-op-Zoom, Breda y la costa de Brabante, donde descubrió muchas contribuciones secretas al partido del príncipe de Orange.
El golpe de estado estuvo a punto de tener éxito, pero se vio contrarrestado por la reacción de los habitantes de Bucarest, quienes organizaron una resistencia callejera contra las tropas amotinadas, crearon barricadas y, finalmente, irrumpieron en los cuarteles generales del ejecutivo.
Semana y media antes unidades del Ejército, amotinadas en Tomsk y Taigá, asesinaron a algunos oficiales y exigieron la firma de la paz con los soviéticos, que avanzaban sobre ellas.