Senaquerib

Búsquedas relacionadas con Senaquerib: Esarhaddon

Senaquerib (Sin-akhēerība)

 
(ss. VIII -VII a C) Rey de Asiria en 705-681 a C, hijo y sucesor de Sargón II. Se enfrentó a los sacerdotes y al pueblo de Babilonia.
Ejemplos ?
C. por Senaquerib, quien dice haber destruido el Etemenanki. La ciudad fue restaurada por Nabopolasar y su hijo Nabucodonosor II.
Parece, por tanto, que la leyenda era, sin duda, de origen oriental, aunque la relación de las distintas versiones difícilmente se puede recuperar. En la historia, Ahikar fue canciller de la Senaquerib reyes asirios y Esarhaddon.
Sin embargo, Ahikar recuerda el verdugo que el verdugo había sido salvado por Ahikar de un destino similar al mando de Senaquerib, por lo que el verdugo mata a un prisionero en su lugar, y pretende Asaradón que es el cuerpo de Ahikar.
En el Talmud, Gabriel aparece como el destructor de las huestes de Senaquerib en Sanhedrín 95b, "armado con una afilada guadaña que existe desde la Creación".
La ciudad de Babilonia fue destruida en 689 a. C. por Senaquerib, quien dice haber destruido el Etemenanki. La ciudad fue restaurada por los reyes neobabilónicos.
C., o el primer rey que dirigió a los persas, o bien una de las tribus persas, como vasallo de Imperio Medo. Una inscripción asiria del tiempo de Senaquerib, en 691a.
Estaba decorado con veinticuatro pares de toros alados y unas dos mil losas de piedra esculpidas y colocadas por dentro y por fuera, a lo largo del muro. el de Senaquerib.
Estas variantes fueron también usadas en las Américas, apareciendo en ayuda a Senaquerib y tiene descripciones de Tailandia y las Islas Andamán.
A partir de entonces, sucesivos monarcas mantuvieron y fundaron nuevos palacios, así como templos dedicados a Sin, Nirgal, Inanna, Shamash, Ishtar y Nabu de Borsippa. Fue el rey Senaquerib el que hizo de Nínive una ciudad realmente magnífica (700 a.
Ver. En el montículo Kouyunjik redescubrió el palacio de Senaquerib, que tenía 71 habitaciones y colosales bajorrelives. También desenterró el palacio y la famosa biblioteca de Assurbanipal que contenía 22.000 tablillas.
Los eruditos lo han identificado con Tirhaka, rey de Kush que emprendió la guerra contra Senaquerib durante el reinado de Ezequías de Judá (ver:).
Tras la muerte de éste, su sucesor, Senaquerib, tuvo que enfrentarse a una nueva rebelión en Babilonia, esta vez auspiciada por los elamitas.