Saturno

saturno

s. m. OCULTISMO Plomo, nombre con que los alquimistas conocían este elemento químico.

Saturno (Saturnus)

 
mit. Dios latino, que presidía la vida agrícola, identificado con el Cronos griego.
astron. Planeta del sistema solar, sexto por orden de proximidad al Sol, a 1 427 millones de km. Es el segundo planeta más grande, después de Júpiter (con un diámetro ecuatorial de 120 000 km) y con más masa, si bien su densidad es la menor: 0,72 gr/cm3. Tarda 29,46 años en dar una vuelta alrededor del Sol, y 10 horas 14 minutos en girar en torno de su eje.
Traducciones

Saturno

Сатурн

Saturno

Saturn

Saturno

Saturn

Saturno

Saturne

Saturno

Saturno

Saturno

Saturnus

Saturno

Saturn

Saturno

SMSaturn
Ejemplos ?
Así es que estando de acuerdo con Phaidros en muchos otros puntos, no puedo convenir con él en que el Amor sea más antiguo que Saturno y Japetos.
Todo el mundo sabe que Júpiter es el mejor y el más justo de los dioses, y todos convienen en que encadenó a su mismo padre porque devoraba sus hijos contra razón y justicia; y Saturno no trató con menos rigor a su padre por otra falta.
Quien tuviese la desgracia de engendrar un muchacho, estando Venus, Marte, Saturno y Mercurio en determinada posición, no debía culpar más que á su ignorancia en Astrología, si el mamón resultaba (lo que no podía marrar, según Figueroa) con joroba, seis dedos en la mano, como diz que los tuvo Ana Bolena, ú otro desperfecto.
---- Los burgueses franceses, de las minas de El Boleo, en la Baja California, explotan y azotan a los obreros mexicanos a su antojo, y éstos por falta de elementos con qué pagar su pasaje para salir de la península, están viendo morir de hambre a sus hijos. Pero es fuerza amar la paz, el nuevo Saturno de los patrioteros.
Sócrates: Aún no has respondido a mi pregunta, incomparable Eutifrón; porque yo no te preguntaba lo que es a la vez santo e impío, agradable y desagradable a los dioses; de manera que podrá suceder muy bien sin milagro que la acción que haces hoy persiguiendo en juicio a tu padre, agrade a Júpiter y desagrade a Caelo y a Saturno; que sea agradable a Vulcano y desagradable a Juno; y así a todos los demás dioses que no estén conformes en una misma opinión.
«Rodéase en la cumbre Saturno, padre de los siglos de oro; tras él la muchedumbre del reluciente coro su luz va repartiendo y su tesoro.» ¿Quién es el que esto mira, y precia la bajeza de la tierra, y no gime y suspira por romper lo que encierra el alma, y de estos bienes la destierra?
Decidle a uno: sea usted ministro de Ultramar, equivale tanto a: gobierne Vd. la luna o los habitantes de Saturno, con la única ventaja que desde el ministerio se puede ver a tales astros, y a Filipinas no.
No bien lo dijeron cuando, cargado de astrolabios y globos, entró un astrólogo dando voces y diciendo que se habían engañado, que no había de ser aquel día el del Juicio, porque Saturno no había acabado sus movimientos ni el de trepidación el suyo.
Un quiromántico iba tomando las manos a todos los otros que se habían condenado, diciendo: -¡Qué claro que se ve que se habían de condenar estos, por el monte de Saturno!
Hijo de Saturno, padre y defensor de la humana gente, a ti confian los hados la misión de velar por el gran César, que será tu segundo en la tierra; y ya ostente en su triunfo los parthos domados que amenazaban al Lacio, o sujete en las comarcas orientales a los seres y los indos, bajo tu imperio regirá con sabias leyes el mundo; mientras tú estremecerás el Olimpo con las ruedas de tu carro, y con la diestra lanzarás el rayo sobre los bosques que la impiedad ha profanado.
dixo el Sirio. Ha, muy poco, replicó el hombrecillo de Saturno. Lo mismo sucede en nuestro pais, dixo el Sirio, siempre nos estamos quejando de la cortedad de la vida.
¿Acaso los comediantes representan a Saturno viejo y a Apolo joven, o de una manera diferente como están sus estatuas en los templos?