Pentélico

Pentélico (Pentelikós)

 
Monte de Ática, célebre por sus mármoles, utilizados para los monumentos ateniense en el s. V a C.
Ejemplos ?
El asentamiento distaba unos 20 km del mar, del golfo Sarónico, en el centro de la Planicie Cefisia, una zona fértil rodeada por ríos. Limitaba al este con el monte Himeto, y al norte con el monte Pentélico.
Los umbrales de mármol del Himeto soportaban dos montantes de mármol del Pentélico o del Himeto, sobre los que se apoyaba el dintel, de mármol pentélico, de 12 pies de largo, del espesor del muro, y de una altura de 3 pies.
La mayor parte de la construcción era de piedra del Pireo (λίθος άϰτίτης), y algunas partes de mármol del Pentélico o del Himeto.
Bordeado al sur por el macizo del Egaleo y al sureste por el Pentélico, el Parnés cuenta con varias cimas, y las principales son, el monte Parnés (1 413 m, la más alta de la península ática), el monte Ornio (1 350 m), el monte Area (1 160 m), el monte Avgho (1 150 m) y el monte Xerovouni (1 120 m).
Reconstruido a partir de los restos de un antiguo estadio griego, el Panathinaiko es el único estadio importante en el mundo construido enteramente de blanco mármol (del Monte Pentélico) y uno de los estadios más antiguos del mundo.
La llanura ateniense estaba bordeada por macizos montañosos calcáreos elevados: el Parnés (1413 m), el Pentélico (1106 m), el Himeto (1037 m), al norte y al este.
construido de mármol del Pentélico, es de tipo anfipróstilo en planta, es decir, con seis columnas dóricas en cada uno de los lados cortos.
La construcción del monumento, realizada casi exclusivamente en mármol blanco procedente del monte Pentélico, fue iniciada por Pericles como agradecimiento de la ciudad a los dioses por su victoria contra los persas, y se desarrolló entre los años 447 y 432 a.
Una puerta de bronce asimétrica doble (que se conserva en la capilla lateral en la contigua Basílica de Nuestra Señora de la Fuente), probablemente construida por Roger de Melfi (siglo XI), fue una entrada a la capilla, sostenido por dos columnas de mármol pentélico.
Era más corta pero más difícil. Había un camino litoral más largo por Rafina que rodeaba el monte Pentélico. Se juzgó que este último fuera el camino que con más probabilidad recorrieran los hoplitas y fue escogido para la «carrera de Maratón» de 1896.
y sustituyeron a los viejos propileos de época de Pisístrato. Fueron cubiertos con un pórtico doble y gigante de mármol pentélico.
A su derecha, el visitante, descubría el pequeño santuario de Artemisa Brauronia y el de Atenea Obrera, y por fin el majestuoso Partenón. Los Propileos fueron construidos en mármol del Pentélico a partir del basamento.