Pedro de Moya

Moya, Pedro de

 
(1610-66) Pintor español. Autor de Autorretrato, Inmaculada y Sagrada Familia.
Ejemplos ?
Es poco lo que se conoce de este discreto maestro andaluz activo en la segunda mitad del siglo XVII. Discípulo de Pedro de Moya, desarrolló su actividad artística bajo la clara influencia flamenquizante de su maestro.
Fray Mateo de Moya, Célebre literario de la compañía de Jesús. Pedro de Moya, pintor notable, perteneció al ejército de don Felipe IV, pasando a Flandés e Inglaterra.
Diputación Provincial de Córdoba. Número 21. (1974) El arzobispo de México Don Pedro de Moya y Contreras. Presentado a la Real Academia de Córdoba en 1975.
Pedro de Moya (Granada, c. 1610-1674) fue un pintor barroco español, de biografía enigmática y escasa obra conocida, supuesto renovador de la escuela granadina de pintura, en la que introdujo, según Antonio Palomino, la «buena manera avandicada».
Pedro López de Moya, nació en Sinsate, Cuenca, y perteneció a la Orden Franciscana. Pedro de Moya Familina, Obispo de Túy, y Abad de Alcalá la Real.
Don Pedro de Moya fue arzobispo de México, de quien se dice, que fue varón prudente y sabio hasta el punto que fue el primero que introdujo la Inquisición en aquel país.
Nacido en Granada, Juan de Sevilla inició su aprendizaje con Francisco Alonso Argüello, mediocre pintor, completándolo en el taller de Pedro de Moya, siguiendo, según Antonio Palomino, «la manera fresca, y avandicada de su maestro».
Francisco de Moya, Tesorero de la santa cruzada, por los años 1586, en los obispados de Cartagena y Orihuela. Pedro de Moya Contreras, Arzobispo de México, y Capitán general, presidente del concejo de Indias.
Una copia en yeso aparece entre el instrumental de estudio de un pintor en el autorretrato atribuido a Pedro de Moya en el Museo de Bellas Artes de Burdeos.
Archivo:RubenLouvreAngers.jpg La paz concertada en Angers, por Rubens (Louvre) - La figura de Furo de abajo a la derecha. Archivo:moya-pintor.jpg Retrato de un pintor atribuido a Pedro de Moya.
Muy numerosa es la representación de los seguidores de Alonso Cano, tanto escultores como pintores, como Pedro Atanasio Bocanegra, Juan de Sevilla, Pedro de Mena, de quien se conserva un busto de la Dolorosa o de la Soledad, y José de Mora, junto a otros maestros menos conocidos, como los Cieza, Miguel Jerónimo de Cieza y su hijo José, Pedro de Moya, Ambrosio Martínez Bustos y los Gómez de Valencia, Felipe Gómez de Valencia y su hijo Francisco, cerrándose la nómina con las obras del también pintor y escultor José Risueño.
Image:Moya-pazzis.jpg Visión de Santa María Magdalena de Pazzi de Pedro de Moya Image:MBAGR os bodegoncajitasdulces vanderhamen.jpg Cajitas de dulces de Juan van der Hamen y León.