La Selva

Selva, La

 
Comarca administrativa de Cataluña situada al SO de la prov. de Girona; 995,50 km2 y 98 255 h. Cap., Santa Coloma de Farners. Sierras y macizos en el NE y el E, depresión central y montañas en el litoral. Clima mediterráneo. Alcornoques, hayas, encinas, chopos y pinos. Agricultura y ganadería bovina. Ind. textil y alimentaria. Turismo.
Ejemplos ?
Las escapatorias llevan aquí en Misiones a límites imprevistos, y a ello arrastró a Gabriel Benincasa el orgullo de sus stromboot. Benincasa, habiendo concluido sus estudios de contaduría pública, sintió fulminante deseo de conocer la vida de la selva.
Jilguero Canta alegre en su rama el jilguero, de vivos colores y cuerpo ligero. L. León En la selva, el león lanza su rugido; verlo luego en la jaula entristecido. M.
Cuando la abuela echó de ver sus feas caras, cuando ella los vio, entonces la abuela se rió, la abuela no pudo contener la risa; al instante, fuéronse; ella no vio ya más sus caras. “¡Eh, abuela nuestra, se han ido a la selva!
“Oh, abuela nuestra, los llamaremos todavía, por cuarta vez”. Entonces tocaron de nuevo la flauta, pero no volvieron a la cuarta vez, sino que se fueron al instante a la selva.
¡Eterna será su fama: Su nombre vivirá por los siglos, hecho luz en las fulguraciones estelares de la Cruz del Sur; armonía en el murmullo sinfónico de la selva tropical; religión en el espíritu de todos los hombres libres del Continente!
VI Esmeralda de mágica hermosura Con sus lares de exótica belleza La Pedrera y su cerro cual gigante Se muestra imponente altivo y colosal, Sus ciudades emblema del progreso De la selva se levantan legendarias Cual leyenda mitológica de griegos Como Atlántida sumergida en el mar.
Por medio de un rodeo, la admiración evitaba la selva e iba a apearse de nuevo al otro extremo de ella, donde con Velazquez parecía volver la naturalidad al gobierno de las artes.
Si no vio nunca sus plumas del sol a los resplandores, ¿qué sabe de los colores con que se puede ufanar? Mas ¡guay que alcance a lo lejos del día la lumbre pura, de la selva la frescura y el arrullo de su amor!...
Los hombres, armados de largas lanzas para cazar elefantes, seguidos de sus mujeres y sus hijos, se habían internado en la selva.
Hace nueve meses, un poco más, lanzamos la sexta declaración de la selva lacandona, nos comprometimos a hacer un esfuerzo por unir todas las resistencias, todas las rebeldías y todas las luchas que en el México de abajo y de la izquierda se estaban levantando contra la voracidad de los gobiernos y los poderosos que los mandan.
No abandonaremos los recursos y las zonas de difícil aprovechamiento; la montaña, el desierto, la selva y el caudal impetuoso de las aguas, son estímulos para obtener de ellos innumerables beneficios.
cejijunto por la concentración dolorosa de un pensamiento naciente, se aproximó a la hoguera encendida por el rayo en la selva prehistórica.