Josep Clarà

Clarà, Josep

 
(1878-1958) Escultor español. Gran representante del novecentismo, realizó una escultura equilibrada de volúmenes, armoniosa de línea y de superficies. Obras destacadas: Diosa (1909), Pujanza (1936).
Ejemplos ?
a Diosa es una escultura en mármol blanco del escultor catalán Josep Clarà i Ayats, que se encuentra en el vestíbulo de la Casa de la Ciudad de Barcelona y una copia en la plaza Cataluña de la misma ciudad.
Realizada durante la estancia en París del escultor, en el año 1909, siendo aún un boceto, con el nombre de "Enigma" consiguió para Josep Clarà el título de «Socio de honor» de la National de Beaux Arts de Francia.
Se crearon obras como el Monumento a los Caídos en la Avenida Diagonal, de Josep Clarà; la estatua ecuestre del General Franco, en el Castillo de Montjuic, obra de Josep Viladomat; o el Monumento a José Antonio Primo de Rivera, en la calle Infanta Carlota —actual Avenida Josep Tarradellas—.
También se utiliza el término mediterraneísmo (para designar especialmente a los artistas plásticos del movimiento «noucentista»: los pintores Joaquín Torres García, Joaquim Sunyer y Josep Maria Sert; y los escultores Josep Clarà, Manolo Hugué, Enric Casanovas, Julio González, Pablo Gargallo y Cristino Mallo.
Formada por más de tres mil piezas de la más diversa procedencia, la colección incluye murales románicos (como el Pantocrátor de Santa María de Cap d'Aran, datado en el siglo XII), ejemplares de pintura gótica sobre tabla (entre ellos, dos piezas del retablo de Sant Pere de Cubells, obrador por Pere Serra), tallas y retablos renacentistas, esculturas modernistas y noucentistes de Josep Llimona (Desconsuelo), Enric Clarasó (Cabeza de niño llorando), Joan Rebull (Descasno, Aurora o Gitanilla, Josep Clarà, Josep Cañas o Pablo Gargallo (La segadora), seis plafones en tela de Josep Maria Sert alegóricos de la Primera Guerra Mundial, así como numerosos cuadros, muebles, piezas de orfebrería litúrgica, cerámicas y porcelanas.
Se pueden ver obras de artistas significativos como Santiago Rusiñol, Ramón Casas, Joaquim Sunyer, Joquim Mir, Josep Clarà, Manolo Hugué o los hermanos Josep y Joan Llimona, así como fotografías y retratos de figuras, ciudades y espacios.
En 1951 realizó su primera exposición individual, en las Galerías Costa de Palma, en la que quedó patente que su producción artística (generalmente figurativa) estaba influida por su maestro, Joan Borrell, y por Josep Clarà.
Desde esta escalera y en toda esta planta baja del patio se pueden ver numerosas esculturas que a lo largo de los años se han ido instalando: La Diosa, La Pujanza y Maternidad de Josep Clarà, Espíritu Mediterráneo de Frederic Marès, Los tres gitanitos de Joan Rebull, Mujer de Joan Miró, Mujer sentada de Manolo Hugué, Urano de Pablo Gargallo, Torso de mujer de Enric Casanovas, San Jorge de Josep Llimona, Barcelona Olímpica de Joan Mora, Rafael Casanova de Rossend Nobas y Materia y Forma de Josep Maria Subirachs.
Imagen:La Diosa - Josep Clarà - Ayuntamiento de Barcelona.jpg 1910/1929- La Diosa de Josep Clarà. Imagen:La Puixança.jpg 1940 - La Puixança de Josep Clarà.
Entre los diversos autores se encuentran arquitectos como: Joan Martorell, Antoni Rovira i Rabassa, Leandre Albareda, Josep Vilaseca, Lluís Domènech i Montaner, Miquel Pascual i Tintorer, Juli Maria Fossas, Ubaldo Iranzo, Emilio Sala Cortés, Pere Garcia Fària, Enric Sagnier, Jaume Bayó i Font, Bonaventura Bassegoda i Amigó, Salvador Soteras i Taberner, Josep Puig i Cadafalch, Antoni Maria Gallissà, Josep Maria Jujol, Tiberi Sabater, Camil Oliveras o Josep Domènech i Estapà; y escultores como: Josep Llimona, Enric Clarasó, Rossend Nobas, Josep Campeny, Rafael Atché, Manuel Fuxà, Josep Reynés, Eduard Alentorn, Josep Clarà, Eusebi Arnau o Josep Maria Subirachs.
Cabe mencionar el arte y la industria de estatuaria religiosa que desde el siglo XIX se estableció por toda la ciudad, siendo el máximo representante "El Arte Cristiano", fundado por Marià Vayreda y existente hoy día, donde trabajaron entre muchos otros los notables escultores Miguel Blay y Josep Clarà.
Se trata de un desnudo, de tradición novecentista e inspiración mediterránea, en la líne de escultores como Aristide Maillol, Enric Casanovas o Josep Clarà.