Jorge Manrique

Búsquedas relacionadas con Jorge Manrique: Fernando de Rojas

Manrique, Jorge

 
(1440-79) Poeta español. Debe esp. su fama a las conocidísimas Coplas a la muerte de su padre (1476), dolorosa elegía compuesta de 40 coplas de pie quebrado, amalgama de elementos medievales y renacentistas. Por otra parte, en su Cancionero, que integran unas cincuenta composiciones breves, glosa perfectamente el tema amoroso según la moda cortesano-trovadora de la época.
Diccionario Enciclopédico Vox 1. © 2009 Larousse Editorial, S.L.
Ejemplos ?
Si escribes con la serena unción de Fray Luis, la gloriosa frescura del vino añejo del Marqués de Santillana o la pureza del hondo Jorge Manrique, te llamarán desenterrador de momias y encarnizante; si lo haces con la ingenua sencillez de los primitivos, sin oropeles, sin floreos retóricos ni mitologías de similor, serás un pobre bárbaro; si amas las modernas ondulaciones del Ritmo y pones tu alma melodiosa en áureos versos de melífero dulzor, que tengan el vago encanto de una tarde nórdica vestida de bruma, te dirán decadente y serás víctima de cuanto Hermosilla roe, zancajos de rimador.
La musa de Gonzalo de Berceo y el ángel del Arcipreste de Hita se han de apartar para dejar paso a Jorge Manrique cuando llega herido de muerte a las puertas del castillo de Belmonte.
Dedicados a Don Jorge Manrique de Lara y Cárdenas,Duque de Maqueda, Virrey y Capitán General del Reino de Orán. 1 Los ciento que dio pasos bella dama, los mil que dio suspiros tierno río, siendo ella esquiva más que al sol su rama, y él, más que el sol amante a su desvío, yo cantaré, que amor mi pecho inflama, y no de Marte el plomo, cuyo brío en el vaciado bronce, resonante, venganza es ya de Júpiter tonante.
Solo se sabe que quema la sangre como un tópico de vidrios, que agota, que rechaza toda la dulce geometría aprendida, que rompe los estilos, que hace que Goya, maestro en los grises, en los platas y en los rosas de la mejor pintura inglesa, pinte con las rodillas y los puños con horribles negros de betún; o que desnuda a Mosén Cinto Verdaguer con el frío de los Pirineos, o lleva a Jorge Manrique a esperar a la muerte en el páramo de Ocaña, o viste con un traje verde de saltimbanqui el cuerpo delicado de Rimbaud, o pone ojos de pez muerto al conde Lautréamont en la madrugada del boulevard.
Después de una serie de disensiones entre los almohades, fue ocupada por los cristianos, pasando por donación de Alfonso VIII a la Orden de Santiago, es interminable la lista de nobles e hidalgos que nacieron o vivieron allí, entre ellos el poeta Jorge Manrique.
Tres Cantos cuenta en la actualidad con nueve centros públicos de enseñanza primaria (Aldebarán, Antonio Osuna, Carmen Iglesias, Ciudad de Columbia, Ciudad de Nejapa, Gabriel García Márquez, Carmen Hernández Guarch, Miguel de Cervantes y Tierno Galván) y con tres de enseñanza secundaria (José Luis Sampedro, Pintor Antonio López y Jorge Manrique).
Entre los numerosos referentes culturales se encuentran: De literatura española: Antonio Machado, Jorge Manrique, Fray Luis de León, Unamuno o El Quijote.
Juan Ruiz, arcipreste de Hita, incluyó un planto por la muerte de Trotaconventos en su Libro de Buen Amor (siglo XIV). Las Coplas a la muerte de su padre de Jorge Manrique (c.
En esa época siguió escribiendo versos y leyó a Fray Luis de León, Jorge Manrique y José Hierro pero también a Marcel Proust, James Joyce y Herbert Marcuse.
Las letras de Sabina poseen un amplio abanico de influencias que van desde los cancioneros del rock anglosajón (con autores como Bob Dylan, Leonard Cohen o The Rolling Stones), el folklore latinoamericano (Atahualpa Yupanqui, Violeta Parra, Chavela Vargas o José Alfredo Jiménez), el tango (Enrique Santos Discépolo, Homero Manzi o Celedonio Flores) la canción melódica francesa (Georges Brassens) hasta poetas vanguardistas hispanoamericanos como César Vallejo, pero también Pablo Neruda, Raúl González Tuñón y Rafael Alberti o a los autores que forman parte de sus primeras lecturas en su juventud, que incluyen a Fray Luis de León y Jorge Manrique así como el resto de la tradición española.
La familia de los Manrique de Lara era una de las más antiguas familias nobles de España y poseía algunos de los títulos más importantes de Castilla, como el Ducado de Nájera, el Condado de Treviño y el Marquesado de Aguilar de Campoo, así como varios cargos eclesiásticos. Jorge Manrique se casó en 1470 con la joven hermana de su madrastra, doña Guiomar de Castañeda.
En ellas Jorge Manrique hace el elogio fúnebre o planto de su padre, Don Rodrigo Manrique, mostrándolo como un modelo de heroísmo, de virtudes y de serenidad ante la muerte.