Isaurios

Búsquedas relacionadas con Isaurios: Heraclio, iconoclasta, Isauria, Justiniano, monofisismo

Isaurios (Isaurikē)

 
Dinastía de emperadores de Bizancio, fundada por León III.
Ejemplos ?
Habiendo sometido los bastiones de los piratas en la costa, se decidió llevar la lucha contra los bandidos en el interior del país; de esta forma cruzó los Montes Tauro (la primera vez que el ejército romano cruzaba estas montañas) y se dirigió directamente contra el pueblo de los isaurios, asediando su capital Isaura que pudo conquistar después de desviar el río que suministraba agua a la ciudad.
Por una parte, el análisis de la visión transmitida de Estrabón, que nunca visitó personalmente Hispania, es explicada por su intención de ilustrar a las élites gobernantes y económicas de Roma de dónde se encontraban las principales fuentes de recursos, transmitiendo una imagen distorsionada para adaptarse a los prejuicios de su audiencia que de manera automática asociaba la idea de las poblaciones dedicadas al pastoreo o habitando montañosas alejadas con el concepto latrones, un estadio atrasado del desarrollo humano en comparación con el romano y en ésta categoría son descritos pueblos como los Lucanos, los Isaurios, los Ligures, los Lusitanos y los pueblos del Norte de la Península Ibérica entre los que se encuentran los vascones.
El Imperio se convirtió en escenario de sangrientos arreglos de cuentas entre jefes isaurios, de los cuales uno llevaba la corona imperial que el otro aspiraba obtener.
Una revuelta instigada por Verina a favor de su hermano Basilisco, el líder de la deshonrosa guerra vándala, en enero de 475 y la aversión que se sentía en Constantinopla ante sus soldados y funcionarios isaurios, obligaron al emperador a huir de la capital e instalarse en Antioquía.
Desde un punto de vista cultural, los isaurios estaban, sin duda, en un escalón mucho más bajo que los godos, que habían tenido acceso con anterioridad a la cultura grecorromana.
Durante el reinado de Totila, sucesor de Vitiges, un grupo de tiburtinos introdujeron a los godos en la ciudad aprovechando la noche y los isaurios huyeron y los godos hicieron una matanza en la ciudad.
Zenón se vio obligado a encerrarse en una fortaleza, y pasó los siguientes 20 meses reclutando un ejército, en gran medida compuesto por compatriotas isaurios, hasta que marchó sobre Constantinopla en agosto de 476.
Con el fin de liberarse de la tutela de Aspar y de crear un contrapeso frente a sus seguidores ostrogodos, León I se dirigió al belicoso pueblo de los isaurios.
En los primeros años del periodo bizantino, los Isaurios, una nación montañosa de Cilicia, invadieron la isla y quemaron la ciudad.
Los ataques de los isaurios fueron un problema constante para los romanos durante su dominación, hubo insurrecciones tribales entre los siglos IV y V d.
En 269 los persas del sasánida Sapor I conquistaron la ciudad, y ya en el Imperio bizantino fue tomada por los isaurios durante la revuelta del usurpador Leoncio contra el emperador Zenón el Isaurio, a finales del siglo V.
Los bizantinos poseían una fuerza de 20 000 hombres (incluyendo 2000 isaurios, principales adherentes a la batalla) y 5000 aliados árabes gasánidas.