Edvard Beneš

Beneš, Edvard

 
(1884-1948) Político checo. Secretario del Consejo Nacional Checoslovaco (1916), participó en la Conferencia de París (1919) y fue presidente del consejo de la Sociedad de Naciones (1935). Se opuso a la política de Hitler en la cuestión de los Sudetes. Durante la Segunda Guerra Mundial, se puso al frente del movimiento de liberación checoslovaco. En 1945 regresó a su país como presidente de la República. Se negó a aceptar el golpe de Estado comunista de 1948 y dimitió.
Ejemplos ?
Gran relevancia tomo durante la II Guerra Mundial, ya que fue parte del Borde de los Montes Sudetes, la cual fue lo primero que tomo Hitler y después finalizada la guerra fue donde se instauró los Decretos de Edvard Beneš.
Robert Baden-Powell, fundador y líder del escultismo, que los nazis consideraban como una organización de espionaje. Clement Attlee, Líder laborista. Edvard Beneš, presidente del gobierno checoslovaco en el exilio.
No logró volver a la política activa por sus problemas de salud —aunque conservó gran influencia en la política nacional— y el murió de neumonía. Historia de Checoslovaquia Edvard Beneš Tomáš Masaryk
El ataque checoslovaco sobrepasó la línea de demarcación trazada por la Entente y los primeros ministros británico y francés, además del propio representante checoslovaco en París, Edvard Beneš, condenaron esta infracción.
En 1945, el presidente Edvard Beneš revocó la ciudadanía a los alemanes y húngaros por el decreto 33, excepto a los que habían tenido un activo pasado anti-fascista.
Así, Chamberlain aseguró a Hitler que Gran Bretaña no intervendría en favor de Checoslovaquia, lo cual arrastró al presidente francés, Edouard Daladier, a manifestar que Francia seguiría tal ejemplo: franceses y británicos presionarían posteriormente al régimen de Praga a aceptar las demandas alemanas en tanto los checoslovacos no contarían con ayuda bélica de sus teóricos aliados francobritánicos, lo cual precipitó la renuncia del presidente checoslovaco Edvard Beneš.
El nuevo Estado fue presidido por Tomáš Masaryk, quien fue su primer presidente del 14 de noviembre 1918 a 14 diciembre de 1935. Fue sucedido en el cargo por su estrecho aliado, Edvard Beneš.
Tras la repartición del país entre sus vecinos, el sistema político del país estaba en el caos. Edvard Beneš dimitió el 5 de octubre de 1938 y formó un Gobierno checoslovaco en el exilio con sede en Londres, en tanto el general Jan Syrový actuó como presidente interino hasta que Emil Hácha fue elegido el 30 de noviembre de 1938.
En el período inmediatamente posterior a la Segunda Guerra Mundial, los territorios que Checoslovaquía poseía antes de la guerra le fueron restituidos, con excepción de la Rutenia (cedida a la Unión Soviética e incorporada a la República Socialista Soviética de Ucrania), y Edvard Beneš volvió a ocupar el cargo de presidente del país, promulgando varios decretos que revocaba la ciudadanía checoslovaca a quienes durante la ocupación alemana optaron por obtener la ciudadanía alemana o húngara.
En 1946 Edvard Beneš fue elegido Presidente de la República, y el líder comunista Klement Gottwald se convirtió en primer ministro, pero en febrero de 1948 los soviéticos tomaron control del poder mediante una conspiración eslovaca contra el gobierno nacional; a partir de dichos acontecimientos, se inauguró un periodo de represión estalinista en Checoslovaquia.
Muchos países establecieron gobiernos en el exilio como consecuencia de su pérdida de soberanía durante la Segunda Guerra Mundial: Bélgica (invadida el 10 de mayo de 1940) Checoslovaquia (establecido en 1940 por Edvard Beneš y reconocido por el gobierno británico) Francia Libre (basada en Londres desde 1940 hasta 1944) Francia de Vichy (exiliada en Sigmaringa, Alemania, desde el 7 de septiembre de 1944 hasta el 22 de abril de 1945) Grecia (invadida el 28 de octubre de 1940) Luxemburgo (invadido el 10 de mayo de 1940) Noruega (invadida el 9 de abril de 1940) Países Bajos (invadidos el 10 de mayo de 1940) Polonia (invadida el 1 de septiembre de 1939.
El nombre fue posteriormente utilizado por otros Aliados de la Segunda Guerra Mundial, que también lo reconocieron. El Comité fue inicialmente creado por el ex-presidente de Checoslovaquia, Edvard Beneš en París, Francia en octubre de 1939.