Diego Hurtado de Mendoza

Búsquedas relacionadas con Diego Hurtado de Mendoza: Lazarillo de Tormes

Hurtado de Mendoza, Diego

 
(1503-75) Militar, diplomático y escritor español. Representó a Carlos I en el Concilio de Trento. Cultivó los metros italianos, entre los que destaca su Epístola a Boscán.
Ejemplos ?
Hija única del matrimonio entre Diego Hurtado de Mendoza y de la Cerda, virrey de Aragón, y María Catalina de Silva y Toledo, se casó a la edad de doce años (1552) con Ruy Gómez de Silva, por recomendación del príncipe Felipe, futuro Felipe II; su marido era príncipe de Éboli (ciudad ubicada en el Reino de Nápoles) y ministro del rey.
Se expulsó al virrey de Valencia, Diego Hurtado de Mendoza y Lemos, huyó a Denia, formando las tropas realistas dos focos de resistencia: uno, al Norte, capitaneado por Alonso de Aragón, duque de Segorbe; otro, a la Gobernación de Orihuela Sur, dirigido por el propio virrey.
Sus contemporáneos (don Diego Hurtado de Mendoza, por ejemplo) y el mismo Miguel de Cervantes en el siglo XVII se burlaron de su ampuloso y recargado estilo y de la sinrazón de sus razones.
Se persuadió de ello en una conversación mantenida en 1526 con su amigo, el embajador veneciano y humanista Andrea Navagiero, en los jardines del Generalife, en Granada, como contó él mismo, ya que éste le animó a intentar esa experiencia poética, y convenció de esta novedad también a sus amigos Garcilaso de la Vega y Diego Hurtado de Mendoza y escribió el manifiesto de la nueva estética italianizante del Renacimiento en la siguiente epístola incluida como prólogo en uno de sus volúmenes de poesías: Otros caballeros, sin embargo, tenían un concepto más nacionalista del Renacimiento, como por ejemplo Cristóbal de Castillejo, e hicieron ver amablemente su disconformidad en sátiras contra el nuevo estilo.
En cuanto al gobierno del reino, el 24 de septiembre, la víspera de la muerte de Felipe I, los nobles acordaron formar un Consejo de Regencia interina para gobernar provisionalmente el reino presidido por Cisneros y formado por el Almirante de Castilla, el Condestable de Castilla, Pedro Manrique de Lara y Sandoval duque de Nájera, Diego Hurtado de Mendoza y Luna, duque del Infantado, Andrés del Burgo, embajador del Emperador, y Filiberto de Vere, mayordomo mayor del rey Felipe.
Estuvo hospedado en Venecia por el embajador español Diego Hurtado de Mendoza, humanista excelente y propietario de una nutrida biblioteca.
En 1520, manteniendo las gobernaciones, que perdieron gran parte de su importancia política, se estableció el virreinato de Valencia con el nombramiento de Diego Hurtado de Mendoza y Lemos, que fue el detonante de la Guerra de las Germanías.
Tras su muerte (está enterrada en la Capilla de los Reyes, del Convento de Santo Domingo, en Valencia) sin descendencia, la heredera fue su hermana María, que contrajo matrimonio con Diego Hurtado de Mendoza.
Las fuerzas españolas de Diego Hurtado de Mendoza y Melchor Fernández zarparon el 30 de mayo de 1532 de Acapulco al mando de los buques San Miguel y San Marcos.
De familia noble venida a menos procedente de Burgos, el poeta lucentino fue discípulo del humanista Juan de Vilches en Antequera y después marchó a estudiar a Granada, donde frecuentó la tertulia de Alonso de Granada Venegas y conoció en persona a los poetas Hernando de Acuña, Diego Hurtado de Mendoza, Pedro de Padilla y Gregorio Silvestre, además de Gaspar de Baeza, Juan Latino y Gonzalo Mateo de Berrío.
(Diego Hurtado de Mendoza) El romance es una serie métrica compuesta por una serie indefinida de versos octosílabos con rima asonante en los versos pares que se originó de la descomposición de los cantares de gesta en el siglo XIV, aunque algunos de ellos empezaron a imitarse y componerse a propósito entre el siglo XV y la actualidad constituyento el llamado Romancero nuevo.
Fue preceptor de Fernando Álvarez de Toledo y Pimentel, futuro Gran Duque de Alba. En la Corte conoció a otro gran poeta amigo suyo, Diego Hurtado de Mendoza; éste le dirigió la famosa Epístola a Boscán.