Bilbeis

Bilbeis

 
C. del N de Egipto, en el valle del Nilo, al S de El Cairo; 69 112 h.
Ejemplos ?
Cuando las tropas de Shirkuh acamparon frente a El Cairo, el sultán de Egipto, Shawar, pidió ayuda al rey Amalarico I de Jerusalén. En respuesta, Amalarico envió un ejército a Egipto y atacó las tropas de Shirkuh en Bilbeis, en 1164.
Pero habiendo capturado Bilbeis, se perdió de nuevo ante los árabes, haciéndose eco inquietantemente del éxito de Heraclio en la campaña contra la sasánidas hace diez años.
Sin embargo, Shawar luego discutió con Shirkuh, y se alió con el rey cruzado, Amalarico I de Jerusalén, que atacó a Shirkuh en Bilbeis en agosto-octubre de 1164.
Esa fuerza relativamente pequeña marchó desde Siria a través de El-Arish, tomó Farama fácilmente, y desde allí procedió a Bilbeis, en el que se demoraron durante un mes.
Nur ad-Din envió las cabelleras de los defensores cristianos a Egipto para que Shirkuh las expusiera en Bilbeis a la vista de los hombres de Amalarico.
Amalric y sus tropas acamparon justo al sur de la ciudad, y luego enviaron un mensaje al joven califa egipcio Al-Adid, que entonces tenía 18 años, que rezaba que o rendía la ciudad o ésta sufriría el mismo destino que Bilbeis.
La ciudad fue asediada durante un mes antes de ser tomada. Tras tomar Farama avanzaron manteniéndose cerca del desierto. Bilbeis fue la siguiente ciudad en ser asediada.
Él y su ejército entraron en Egipto, y saquearon la ciudad de Bilbeis, matando a casi todos sus habitantes, y luego siguió hacia Fustat.
Fue nombrado gobernador de Damasco y utilizó esta base para expandir su poder, y defendió la facción que se oponía al inepto gobierno de Al-Afdal después de la muerte de Al-Aziz en 1198. A pesar de que fue sitiado cerca de Damasco (1199), derrotó a Al-Afdal en la batalla de Bilbeis en enero de 1200.
Las tropas turcas avanzaron a Bilbeis, donde fueron recibidos por los jeques de El Cairo; los mamelucos también regresaron a El Cairo desde sus escondrijos.
En el asedio de Bilbeis durante la misma campaña egipcia, de acuerdo con la tradición familiar de Ibelín, la vida de Hugo fue salvada por Felipe de Milly luego de romperse la pierna y caer debajo de su caballo.