Ejemplos ?
Muchos de los aportes de Natalia Natalia descontextualizaban todo el tema tratado y, por esta razón, el conductor (Yayo) solía preguntarle si ya era hora de cerrar el segmento.
Shane grita que ya era hora de dejar de buscar a una niña muerta y comenzar a preocuparse por continuar con vida y entonces con ira comienza a golpear la puerta del granero para dejar salir a los caminantes.
Dirigiéndose a su lugarteniente el general Lukomski, Kornílov afirmó que el envío de tropas a la capital era necesario debido a que «ya era hora de ahorcar a los agentes y espías alemanes encabezados por Lenin» y de «dispersar el consejo de trabajadores y soldados de manera que no pudiese volver a reunirse en ninguna parte»; el nombramiento del ultraconservador Krýmov para dirigirlas se debía a que no dudaría en caso necesario en «colgar a todos los miembros del sóviet».
¡Por fin viene usted a sacarme de aquí! ¡Pardiez! ¡Ya era hora!, ya no contaba con ello... – ¡He aquí precisamente la clave del asunto, amigo mío!
Cuando llegaron a Hargor, ya era hora de Tarish, el rey elfo, para encontrar un camino a través de las cavernas hasta la entrada de Dar Kunor.
¡No es fantástico! Ya era hora de que hiciéramos algo para reafirmarnos a nosotros mismos", y visitó el Stonewall Inn (ya abierto) por primera vez.
En sus interpretaciones secundarias acababa robando el protagonista y Bayona pensó que ya era hora de que alguien le diera un papel protagonista.
Todo esto sin incubadoras de huevos o los cuernos de la piel a la vista-lo único que la señora se muestra en este video es su talento. ya era hora "." De la actuales superestrellas del pop, tal vez ninguna es más adecuado para asumir "The Lady Is a Tramp" de Lady Gaga, dijo James Montgomery de MTV.
Un grupo de pretorianos llegó a la casa de Aulio Plaucio, y el centurión al frente de los pretorianos le comunicó a Plaucio la orden del César, que consistía en que el César se había enterado de que en su casa estaba la hija del rey de los ligios, y, dándole las gracias, le decía que ya era hora de quitarle ese peso de encima, ademá era preferible que estuviera bajo la protección del César y del Senado.
Residiendo los españoles en el palacio, se les ocurrió que ya era hora de tener capilla propia y, puesto que Moctezuma se había negado a que la erigieran en el cú de Huitzilopochtli, resolvieron levantarla en su alojamiento, previo permiso del emperador.
Después de asistir a una actuación de “The Birds” en el “Brave New World cofeehouse”, decide que ya era hora de formar su propia banda y comenzar a tocar; ésta se llamó The Factory.
Encabezaba el desfile fúnebre, que revistió la mayor seriedad por parte de sus participantes, una pancarta con la inscripción: «Entierro de las Fiestas Típicas R.I.P. ¡Ya era hora!», portada por dos miembros del coro vestidos de ciudadanos de la Revolución francesa.