virreinato

(redireccionado de virreinatos)
También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con virreinatos: audiencias, cabildos, gobernaciones

virreinato

1. s. m. Cargo o dignidad de virrey o virreina. virreino
2. Tiempo que duraba el gobierno de un virrey o virreina. virreino
3. Territorio que estaba gobernado por un virrey o virreina. virreino

virreinato

 
m. Dignidad o cargo de virrey.
Tiempo que dura dicho cargo.
Distrito gobernado por un virrey.
hist. Institución administrativa de la Corona de Aragón, creada a fines del s. XV para el gobierno de sus posesiones en Italia. Su mando era ejercido por el virrey, que hacía las veces de rey en el territorio de su jurisdicción. A principios del s. XVIII, España la adoptó para América.

virreinato

(birej'nato)
sustantivo masculino
1. cargo de virrey el virreinato del Río de la Plata
2. duración del cargo El virreinato duró tres años.
3. territorio bajo el gobierno del virrey El virreinato del Alto Perú era muy extenso.
Traducciones

virreinato

vicereame

virreinato

Vizekönigreich

virreinato

Vice-royauté

virreinato

Onderkoninkrijk

virreinato

总督辖区

virreinato

總督轄區

virreinato

Vicekongedømmet

virreinato

מלכות המשנה

virreinato

SMviceroyalty
Ejemplos ?
Vale decir que dentro de la unidad que seguía siendo indefectible se podían establecer y quitar o modificar jurisdicciones de virreinatos, gobernaciones, adelantazgos, audiencias, corregimientos, etcétera.
Estos oficios de corregidores son la escuela primera del gobierno; oficios en otro tiempo estimados mucho, y puestos ocupados de los señores más honrados y personas de mayores prendas hasta que la ambición lo ha alterado desestimando estos lugares por la codicia de los mayores, queriendo empezar por donde debieran estar contentos de acabar; y siendo muy pocos los que hay de la línea superior, como son los virreinatos, todos los pretenden, y si fuera posible reducillos a la escuela de los corregimientos para irlos desde allí acrecentando, fuera conveniencia grande para el servicio de V.
Patria es, entonces, término equivalente en lo social a República en lo político; de modo que dentro del Imperio Indiano existen multitud de patrias o repúblicas comunalistas, unidades invariables, distribuidas dentro de jurisdicciones de la administración (virreinatos, gobernaciones, etc.) variables.
5º: Ambas partes reconocen por límites de sus respectivos territorios, los mismos que tenían antes de su independencia los antiguos Virreinatos de Nueva Granada y del Perú, con las solas variaciones que juzguen conveniente acordar entre sí, a cuyo efecto se obligan desde ahora a hacerse recíprocamente aquellas cesiones de pequeños territorios que contribuyan a formar la línea divisoria de una manera más natural, exacta y capaz de evitar competencias y disgustos entre las autoridades y habitantes de las fronteras.
Basábase el plan de Artigas que antecede, en el principio ajustado a una observación profundamente exacta de nuestra realidad indiana, según la cual los límites anteriormente fijados por la Corona para separar administrativamente sus Virreinatos y Capitanías Generales y, dentro de aquéllos, sus Intendencias y Gobernaciones, no correspondía sino excepcionalmente a las conveniencias, intereses, vinculaciones, etc., de las sociedades que albergaban.
No teniendo los americanos carreras á que consagrarse con honra y provecho, optaban por la del claustro, en la que, aparte la consideración social anexa al prestigio y majestad del sacerdocio, tenían segura una exis- tencia holgada y regalona, si se quiere, pues los bienes de la Iglesia eran cuantiosos. En los virreinatos de México y el Perú, la Iglesia era tanto ó más rica que el Estado.
Patria es entonces término equivalente en lo social a República en lo político, de modo que dentro del imperio indiano existen multitud de patrias o repúblicas comunalistas (unidas invariables, distribuidas dentro de jurisdicciones de la administración Real variables: los virreinatos, gobernaciones, etc.) que ellas sí tienen sus rasgos propios y diferenciados impresos por los factores circundantes o derivados del otorgado privilegio real o del grado de evolución de la cultura ambiente o de la situación jerárquica predominante o de subordinación en lo que respecta al funcionariado perteneciente a la Iglesia o a la Corona.
que subsistan las Audiencias de Quito Y Panamá como están; pero con las misma subordinación y dependencia del Virrey, que tenían las demás subordinadas en los Virreinatos del Perú y Nueva España en orden a sus respectivas Virreyes y que los recursos en lo contencioso de todo el referido territorio permanezcan como eran y vayan a sus respectivas Audiencias.
Centenares de Repúblicas, verdaderamente democráticas porque las regiría siempre y a veces directamente el vecindario, habrían florecido así en un primer momento sobre las ruinas de virreinatos y gobernaciones.
Los virreyes y demás magistrados no pudieron cometer mayor crimen, que conspirar de común acuerdo a decidir por sí solos la suerte de estas vastas regiones; y aunque está bien manifiesto que no les animaba otro espíritu que el deseo de partirse la herencia de su señor, como los generales de Alejandro, la afectada conciliación de los virreinatos de América les habría proporcionado todo el tiempo necesario para adormecer los pueblos y ligarlos con cadenas, que no pudiesen romper en el momento de imponerles el nuevo yugo.
Los cuatro virreinatos de América pueden enviar cada uno de ellos seis representantes, y dos cada una de las capitanías generales; a excepción de Filipinas, que debe nombrar cuatro, o seis, así por su numerosa población que en el año de 1781 ascendía a dos millones y medio, como por su distancia y la dificultad de su reposición en caso de muerte.
Sólo los cuatro virreinatos de América, sin embargo de que sus trabajos y sus funciones no son comparables con las de los representantes del pueblo y los augustos gobernantes de la nación, consumen doscientos mil pesos, es decir, la mitad de lo que gastarían todos los diputados de América medianamente dotados.