vagabundo

(redireccionado de vagabundas)
También se encuentra en: Sinónimos.

vagabundo, a

(Del lat. vagabundus.)
1. adj. Que va errante sin destino fijo recogen todos los animales vagabundos que encuentran.
2. adj./ s. SOCIOLOGÍA Se refiere a la persona que vive sin domicilio fijo y sin medio de vida regular.
NOTA: También se escribe: vagamundo

vagabundo, -da

 
adj. Que anda errante.
adj.-s. Díc. de la persona que anda de un lugar a otro por no tener oficio ni vivienda.

vagabundo, -da

(baγa'βundo, -da)
abreviación
1. que va de un lugar a otro sin objetivo determinado o rumbo fijo viajeros vagabundos
2. persona que no tiene trabajo ni casa La mujer vagabunda entró al albergue.

vagabundo, -da


sustantivo masculino-femenino
persona que no tiene trabajo ni casa El vagabundo dormía en la estación de trenes.
Sinónimos

vagabundo

, vagabunda
adjetivo y sustantivo
Traducciones

vagabundo

rover, tramp, vagabond, hobo, bum

vagabundo

vagabund

vagabundo

vagabond, clochard

vagabundo

tulák

vagabundo

vagabond

vagabundo

αλήτης

vagabundo

kulkuri

vagabundo

prosjak

vagabundo

浮浪者

vagabundo

거지

vagabundo

vagebond

vagabundo

tigger

vagabundo

włóczęga

vagabundo

mendigo

vagabundo

luffare

vagabundo

คนจรจัด

vagabundo

serseri

vagabundo

kẻ lang thang

vagabundo

流浪汉

vagabundo

/a
A. ADJ
1. (= errante) [persona] → wandering, roving; [perro] → stray
2. (= pordiosero) → vagabond (frm) (pey) → vagrant
B. SM/F
1. (= persona errante) → wanderer, rover
2. (= pordiosero) → vagabond (frm), tramp, bum (EEUU) (pey) → vagrant
Ejemplos ?
En sus ensayos, aparecen asimismo prosas poéticas y biografías inventadas, ensoñaciones eruditas y lecturas vagabundas, ensueños viajeros, meditaciones imaginarias o meditaciones literarias que a veces se ven acompañadas por fotografías y pinturas; su fascinación por ellas no impide que siempre se mantenga una mirada ética.
(París-Madrid, 1990-2003) Se instala en París durante 1990 y 1991, con una beca de la Cité des Arts, y en 1991 abre un gran taller en Madrid, donde trabaja en las series Gracias vagabundas y Desazón de vagabundos.
En África Occidental que se puede encontrar en Guinea, Sierra Leona, Costa de Marfil, Ghana, Togo, Benín, el este de Nigeria y el noroeste de Camerún, con registros de aves vagabundas en Gambia y Mali.
Drongos reales (Dicrurus macrocercus), urracas vagabundas (Dendrocitta vagabunda) y ardillas indias de palmera (Funambulus palmarum) frecuentemente se observan alimentándose cerca de estos turdoides.
Cicerón en su obra "Sobre la República", le cita como hombre doctísimo (había escrito un libro sobre los eclipses solares), y que casualmente al visitar la casa de Marco Marcelo (nieto del general romano Marco Marcelo)pudo ver un planetario que su abuelo se había traído cuando estuvo sitiando la ciudad de Siracusa, realizado por Arquímedes, Cicerón sigue explicando "ese tipo de planetario, en el que se movían el Sol y la Luna, y también aquellos 5 estrellas que se llaman errantes y en cierto modo vagabundas, pues se las ingenió para reducir en una sola rotación varios cursos que eran desiguales por sus propias trayectorias, por eso es admirable el invento de Arquímedes".
Por aquellas razones en muchos casos en vez de un sometimiento o mestizaje sucederá una sometimiento, expulsión (a reservas o fuera del territorio colonizado) o un abierto exterminio, además se debe mencionar que en algunos casos se llegó a exportar a mujeres delincuentes, vagabundas o prostitutas para ser esposas de los colonos, evitando el mestizaje mediante el envió de la población sobrante.
Todd McCarthy de Variety la llamó una «película de monstruo anticuada vistiendo con modernos temas», elogiando los efectos especiales, la «actitud nihilista» y el «elemento de ansiedad después del 11-S», pero dijo: «En el final, no es muy diferente de las criaturas vagabundas que se han venido antes».
Su gama se extiende al este de Etiopía y partes del oeste de Kenia y Tanzania. En el sur llega hasta el norte de Namibia y Zambia y algunas aves vagabundas han llegado hasta Malaui.
Se preocupó también del amparo y formación de los niños abandonados o huérfanos; de la necesidad de obligar a los pobres que estaban sanos a trabajar en talleres; también dedica páginas a los pobres encarcelados; a los clérigos presos; a la redención de los cautivos; a los estudiantes pobres; así como "poner el remedio para corregir las vagabundas y delincuentes" (hubo un reformatorio de mujeres, en 1605-1606, con esta finalidad en un edificio anejo al Hospital General de Atocha de Madrid: se llamaba "Galera Real").
Un objeto Thorne–Żytkow se forma cuando una estrella de neutrones colisiona con una estrella, por lo general una gigante roja o una super gigante roja. Los objetos que colisionan pueden ser simplemente estrellas vagabundas.
Hellequin, un emisario del demonio pintado de negro, solía vagar por los campos con un grupo de demonios empujando a las almas vagabundas de malas personas hacia el infierno.
Una novela de Frédéric Lenormand, Las princesas vagabundas (1998), describe la historia de mesdames, desde su fuga a Italia en 1791 hasta sus muertes.