ugetista

ugetista

 
adj.-com. Propio o relativo a la Unión General de Trabajadores (UGT).
com. Persona afiliada a dicho sindicato.
Traducciones

ugetista

(Esp)
A. ADJ política ugetistapolicy of the UGT, UGT policy
B. SMFmember of the UGT
Ejemplos ?
Así, entre 1937 y 1975 el sindicalismo ugetista cántabro centrará sus objetivos en la mera supervivencia y en la reconstrucción de su organización en condiciones sumamente adversas –especialmente durante los años de posguerra- desde dos ámbitos diferentes: la clandestinidad y el exilio.
Durante la Guerra Civil Española, se formará una colectividad ugetista, integradora de los pequeños propietarios, y otra anarquista interesada en la socialización de todo el término municipal; después de la guerra, se crea la Hermandad Sindical, que acoge a patrones, agrarios y jornaleros, implicando una forma de neutralización del movimiento campesino e, incluso, una preocupación prioritaria para las mejoras técnicas (plagas, caminos) y por el desarrollo de fórmulas cooperativistas, muy intensas en Cullera.
Una fase oscurecida, empero, por el enfrentamiento entre ugetistas y anarquistas, que derivó en pérdida de afiliación y, finalmente, en la escisión en 1921 del movimiento entre la Federación Local (anarquista) y la ugetista Federación Obrera Montañesa.
Testimonios sobre la transición en Jaén (1973-1997)", o el Diario Jaén (29-XII-2000 y 19-II-2002) le reconocen ser “verdadero archivo histórico del acontecer ugetista/socialista" en la provincia y su participación activa en la Transición Española, incluyéndole como uno de los "Nombres para un Siglo".
El sindicalismo ugetista en Ferrol (1890-1936), en Mercado y organización del trabajo en España (siglos XIX y XX), ISBN 84-95217-01-5.
Estructural fue la pujanza y vitalidad alcanzadas por el movimiento obrero en Cantabria durante el primer tercio del siglo, especialmente la ugetista Federación Obrera Montañesa, plasmada en la fortaleza y expansión del sindicalismo en las áreas industriales y su incipiente penetración en algunos ámbitos rurales.
Dirigidos por el primero, lograron organizar a las fuerzas del Frente Popular, de la ugetista Federación Obrera Montañesa (el más poderoso sindicato de la región) y de la CNT en una sola dirección, con el objetivo de parar el golpe en una provincia con un marcado sesgo conservador.
Tuvo frecuentes roces durante la campaña con Yagüe, que había llegado a Asturias al mando de las tropas africanas (la Legión y los regulares), acusados de múltiples atrocidades (Yagüe llegó a quejarse al gobierno del trato humanitario que López Ochoa daba a los mineros), pactando con el dirigente ugetista Belarmino Tomás la rendición incruenta de los insurrectos, hecho por el cual llegó a ser encañonado por el general Yagüe.
En Navarra, durante la dictadura de Primo de Rivera, el movimiento ugetista apenas tiene actividad, pero sus miembros no sufren represión e incluso se les permite algún acto público de propaganda.
Los dirigentes más cualificados de la izquierda eran el diputado socialista José Andrés y Manso, profesor de la Normal de Magisterio, el ugetista Manuel de Alba Ratero, ferroviario, y el catedrático Casto Prieto Carrasco, alcalde de la capital, de Izquierda Republicana.
Al lograr el poder la coalición de centro-derecha en 1933, la ejecutiva ugetista, dirigida por Francisco Largo Caballero, evoluciona a una radicalización política, convocando en el sector campesino una huelga general, en junio de 1934, días antes de la recolección.
Miembro de la Unión General de Trabajadores (UGT) y del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), presidió el sindicato ugetista local de 1933 a julio de 1936.