tratado de Anagni

Anagni, tratado de

 
hist. Tratado firmado en Anagni (Italia) en 1295 entre Francia, La Santa Sede y el reino de Aragón. En él, Jaime II de Aragón renunció al reino de Sicilia y se comprometió a devolverlo al Papa.
Ejemplos ?
El 29 de mayo de 1176 se enfrentó en Legnano con sus enemigos de la Liga Lombarda bajo la dirección de Milán, pero las fuerzas imperiales fueron tan definitivamente derrotadas, que tuvo que reconocer al papa Alejandro III en octubre de ese año por el tratado de Anagni, y pactar una tregua en Venecia en mayo de 1177.
En 1282 fue ocupada en parte por los aragoneses que se comprometieron a restituirlo a los Anjou por el tratado de Anagni de 1295, y así pasó al Reino de Nápoles.
En 1294, Carlos II cedió el reino de Albania a su hijo Felipe de Tarento, casado con Ithamar Comnena, hija del príncipe Nicéforo Comneno de Epiro. En 1295 el tratado de Anagni entre Francia, Valois, Nápoles y la Corona de Aragón puso fin provisional a la lucha.
Jaime II conservó el resto de sus territorios salvo Baleares, que le fueron devueltas en 1295 mediante el tratado de Anagni, con las mismas condiciones pactadas en 1279 en el Tratado de Perpiñán.
El tratado de Anagni (1295) y la boda de Jaime II con Blanca de Nápoles alteraron radicalmente la situación, pues los sicilianos se consideraban libres de la fidelidad debida a Jaime.
El 29 de mayo de 1176, se enfrentó en Legnano con sus enemigos de la Liga Lombarda, bajo la dirección de Milán, pero las fuerzas imperiales fueron tan definitivamente derrotadas, que tuvo que reconocer al papa Alejandro III en octubre de ese año (tratado de Anagni), y pactar una tregua en Venecia en mayo de 1177.
El 12 de junio de 1295, para complicar aún más la situación en Córcega, tras la derrota de los pisanos en la batalla de Meloria que hacía que éstos perdieran el control de la isla, intervino el Papa Bonifacio VIII (1294-1303), invistiendo al rey Jaime II de Aragón como soberano del nuevo reino de Cerdeña y Córcega (Tratado de Anagni).
Cuando Jaime fue llamado al trono aragonés, a la muerte de su hermano Alfonso III quedó nuevamente la isla unida a Aragón. No obstante, por el tratado de Anagni se devolvía Sicilia a los angevinos a cambio de quedar con Cerdeña.
Durante el reinado de su padre, siendo el infante Alfonso procurador de la Corona, lideró la expedición aragonesa que tomó la isla de Cerdeña (1323–1324) que había sido adjudicada al rey de Aragón por el Papa en el tratado de Anagni (1295).
El cenobio debió adquirir una cierta categoría y comodidades porque la noche del 28 al 29 de octubre de 1295 se alojaron en él la princesa Blanca de Anjou y su padre Carlos II de Nápoles en la vigilia de su boda con el rey Jaime II de Aragón, el Justo, que se celebraría en el monasterio de Santa María de Vilabertrán, de acuerdo con el Tratado de Anagni.
El sucesor de Alfonso, Jaime II el Justo de Aragón, finalmente acepta la decisión del papa Bonifacio VIII (Tratado de Anagni, 1295) y devuelve todas las islas a Jaime II de Mallorca.
Jaime II el Justo de Aragón, hermano de Alfonso III el Franco, acepta la decisión del papa Bonifacio VIII (Tratado de Anagni, 1295) y devuelve todas las islas a Jaime II de Mallorca.