Ejemplos ?
Toda persona tiene derecho a tomar parte libremente en la vida cultural de la comunidad, a gozar de las artes y a participar en el progreso científico y en los beneficios que de él resulten.
Esa ley que convocaba á todos los mexicanos á tomar parte en la lucha electoral bajo el amparo de la Constitución, debió ser el principio de una época de positiva fraternidad, y cualquiera situación creada realmente en el terreno del sufragio libre de los pueblos, contaría hoy con el apoyo de vencedores y vencidos.
Los demás Estados ribereños que, adoptando los mismos principios, quisieren tomar parte en la empresa bajo las mismas condiciones, contribuirán también á ella con alguna cuota pecuniaria Las dos Altas Partes Contratantes se obligan á entregarse mútuamente los incendiarios, piratas, asesinos alevosos, falsificadores de letras de cambio, escrituras o monedas, quebrados fraudulentos, tesoreros ó depositarios públicos y otros reos de crímenes atroces, cuando sean reclamados por el Gobierno de una Nación al de la otra, con copia certificada de la sentencia definitiva, dada contra los reos por el Tribunal ó Juez competente.
Artículo 104.- Luego que el Congreso abra sus sesiones, deberán los ministros del despacho presentarle una memoria detallada del estado de la Nación en los relativo a los negocios de sus respectivos departamentos Artículo 105.- No pueden ser senadores ni diputados, sin hacer dimisión de sus empleos de ministros. Artículo 106.- Pueden los ministros concurrir a las sesiones del Congreso y tomar parte en sus debates, pero no votar.
al complemento de obra tan benéfica, y a prohibir a todas las personas residentes en las dichas Provincias Unidas, o sujetas a su jurisdicción del modo más eficaz y por las leyes más solemnes de tomar parte alguna en dicho tráfico.
El masón debe ser una persona tranquila, sometida a las leyes del donde esté y no debe tomar parte ni dejarse arrastrar en los o fraguadas contra la o la del, ni mostrarse a la, porque la, la efusión de sangre y los s han sido siempre funestos para la .
ARTÍCULO 135º - Los Ministros podrán concurrir a todas las sesiones públicas y secretas de las Cámaras y tomar parte en sus deliberaciones; pero no tendrán voto.
“En una ocasión anterior – continúa el texto – 1823, cuando el gobierno de Colombia deseaba inducir al de Buenos Aires a participar de este proyecto, el gobierno de este país no accedió a tomar parte en el mismo, principalmente porque los objetos que en él se contemplaban no estaban estrictamente de acuerdo con la política de este gobierno, por cuanto parecía que tendía a conferir un derecho de intervención de parte de la confederación en los asuntos internos de cada Estado individual y luego, porque la gran distancia que separa a Panamá de la sede de este gobierno haría muy inconveniente la presencia de sus plenipotenciarios en dicha asamblea, sin posibilidad de poderse comunicar en tiempo razonable, con Buenos Aires”.
Artículo 37 .- Los Ministros podrán, cuando lo estimaren conveniente, asistir a las sesiones de la Cámara de Diputados o del Senado, y tomar parte en sus debates, con preferencia para hacer uso de la palabra, pero sin derecho a voto.
Aunque con frecuencia se piensa que un joven no puede opinar sobre los problemas fundamentales y trascendentes de la sociedad y se le niega la oportunidad de expresar sus ideas renovantes, quizá sin experiencias, es cierto, pero que constituyen nobles fragancias del entusiasmo juvenil, la juventud no debe cesar en sus intentos por tomar parte inteligente en la vida activa de los grupos sociales ni rehuir la obligación que tiene para con lo humano, ya que debe encauzar cada una de sus inquietudes innovantes tras la búsqueda positiva del bien común.
Desempeñar las funciones electorales que se les asignen; IV. Asociarse libre y pacíficamente para tomar parte en los asuntos políticos del Estado y de sus municipios; y V.
Esta tendencia la heredaron de los españoles, quienes les enseñaron a abstenerse de tomar parte en los asuntos públicos y a confiar en el Gobierno como su mejor guía.