soñar

(redireccionado de sueñan)
También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con sueñan: refugiarse

soñar

1. v. tr. e intr. Percibir o imaginar cosas que parecen reales, mientras se duerme ayer soñé con una amiga de la infancia.
2. Representarse en la mente como posibles o ciertas cosas que no lo son. fantasear, imaginar
3. v. intr. Desear una cosa con vehemencia mi hermano pequeño sueña con una moto; siempre soñé con un viaje a las Seychelles. anhelar, ansiar
4. ¡ni soñarlo! Indica que una cosa desagrada o no se acepta, o que es irrealizable ¿te vas de viaje? Ni lo sueñes.
5. soñar a una persona coloquial Temer a una persona era tan brusco que hasta sus hijos le soñaban.
6. soñar despierto Estar una persona distraída o esperar cosas improbables o difíciles siempre está en las nubes, soñando despierto.
NOTA: Se conjuga como: contar

soñar

 
tr.-intr. Representar en la fantasía [cosas o sucesos] durante el sueño.
tr. fig.Discurrir fantásticamente; dar por cierto lo que no lo es.
intr. fig.Anhelar persistentemente una cosa.
Ni soñarlo. fig. y fam. Denota estar lejos de una especie.
Soñar despierto. Soñar (discurrir).

soñar

(so'ɲaɾ)
verbo transitivo-intransitivo
1. imaginar acciones y eventos percibidos como reales al dormir Soñé que me ahogaba en un lago.
2. fantasear con cosas deseables que es muy poco posible que sucedan Debes dejar de soñar despierto.

soñar


verbo intransitivo
desear una cosa con mucha intensidad o por mucho tiempo Siempre soñé con convertirme en actriz.
expresión usada para negar terminantemente una cosa o la posibilidad de que suceda Crees que voy a prestarte mi automóvil, pues ni lo sueñes.
Sinónimos

soñar

transitivo
2 fantasear, hacerse ilusiones, imaginar*.
Traducciones

soñar

dream, to dream

soñar

мечтая, сънувам

soñar

träumen

soñar

sonĝi

soñar

rêver, songer

soñar

לחלום

soñar

álmodik

soñar

dromen

soñar

sonhar

soñar

sanjati

soñar

mít sen

soñar

drømme

soñar

uneksia

soñar

sanjati

soñar

夢を見る

soñar

꿈꾸다

soñar

drømme

soñar

wyśnić

soñar

drömma

soñar

ฝัน

soñar

soñar

梦想

soñar

A. VT
1. (durmiendo)
1.1. [+ ensueño] → to dream
no recuerdo lo que soñé anocheI can't remember what I dreamed about last night
soñé que me había perdido en la selvaI dreamed that I had got lost in the jungle
1.2. (LAm) [+ persona] → to dream about
te soñé anocheI dreamed about you last night
2. (= imaginar) → to dream
han ganado más dinero del que jamás habían soñadothey have won more money than they ever dreamed of o dreamed possible
nunca lo hubiera soñadoI'd never have dreamed it
¡ni soñarlo! ¿ir en avión? yo eso ¡ni soñarlo!me go by plane? no chance!
-¿me compras un abrigo de visón? -¡ni lo sueñes!"will you buy me a mink coat?" - "in your dreams!" o "dream on!"
que ni soñado fue un montaje teatral que ni soñadothe staging of the play was out of this world
me va que ni soñadoit suits me a treat
B. VI
1. (durmiendo) → to dream
soñar con algoto dream about sth
anoche soñé contigoI dreamed o I had a dream about you last night
"que sueñes con los angelitos""sweet dreams"
soñar en voz altato talk in one's sleep
2. (= fantasear) → to dream
deja ya de soñar y ponte a trabajarstop daydreaming o dreaming and get on with some work
soñar con algoto dream of sth
soñaban con la victoriathey dreamed of victory
soñaba con una lavadorashe dreamed of (one day) having a washing machine
soñar con hacer algoto dream of doing sth
sueña con ser cantanteshe dreams of being a singer
no podemos ni soñar con comprarnos un cochewe can't even think of buying a car
soñar despiertoto daydream

soñar

vt, vi to dream; — con to dream of o about; — despierto to daydream
Ejemplos ?
Los muchachos del rumbo juegan entusiasmados y felices con una pelota desvencijada y llena de hoyos. Tal vez sueñan que las cámaras televisoras los enfocan como en los partidos comercializados.
Se comporta como una fuerza que va por el desorden, el conflicto pos-electoral y una negociación en la que obtengan algo de lo que no les dará la vía electoral. Sueñan con una gran crisis en la que estrepitosamente se extermine el PRI, o al menos, obtengan algunas posiciones de gobierno otorgadas por el próximo presidente a cambio de su apaciguamiento.
Era esa hora última del día cuya influencia misteriosa y mágica a lo maravilloso predispone las imaginaciones entusiastas; esa hora febril en que el poeta, el loco y el fanático se exaltan, en que el supersticioso y el amante sueñan, y los enfermos se recargan.
Hablar del magisterio, es narrar las aventuras y desventuras de quienes han intentado dar lo mejor de sí mismos, sin esperar nada a cambio para sí, sino para quienes como sus alumnos, sueñan que sean lo mejor para el bien social.
Un ciudadano de modesta esfera en la jerarquía militar, un fervoroso convencido de que el porvenir de México se halla asegurado en su trayectoria, hacia la cima del ideal revolucionario, pese a los que sueñan aún con el triunfo de las plutocracias, es el que se honra aludiendo a los conceptos de inestimable valor, hace pocos minutos expuestos por usted.
XIII Yantar bien, dormir bien, es lo de menos; pero soñar lo menos es afrenta; no es digno del dolor romper los frenos tan solo por la vianda suculenta; delante de un redil de vientres llenos ¡prefiero yo la humanidad hambrienta!… sueñan los grandes monstruos directrices en un mundo bestial…¡sin infelices!
Pero lo importante es que usted, aunque sea a regañadientes, reconozca la realidad de las influencias que han obrado sobre el espíritu originario de España; porque hay quien lleva su exclusivismo hasta a negarlas; quien cree ya extirpadas las raíces del paganismo, y quien afirma que los árabes pasaron sin dejar huella; sueñan que somos una nación cristiana, cuando el cristianismo en España, como en Europa, no ha llegado todavía a moderar ni el régimen de fuerza en que vivimos, heredado de Roma, ni el espíritu caballeresco que se formó durante la Edad Media, en las luchas por la religión.
Esas son cosas que los hombres sueñan, y llaman demonios a los consejos malos que vienen de lado feo del corazón; sólo que como el hombre se ve con cuerpo y nombre, pone nombre y cuerpo, como si fuesen personas, a todos los poderes y fuerzas que imagina: ¡y ése es poder de veras, el que viene de lo feo del corazón, y dice al hombre que viva para sus gustos más que para sus deberes, cuando la verdad es que no hay gusto mayor, no hay delicia más grande, que la vida de un hombre que cumple con su deber, que está lleno alrededor de espinas!: ¿pero que es mas bello, ni da más aromas que una rosa?
No hay una persona ociosa, no hay sin movimiento un alma, ni imaginación tranquila, ni pecho sin esperanza. Unos sueñan en despojos, otros nombre y lauros ansían, quién va a ganar indulgencias, quién gloria pide y aguarda.
Me han hablado las mariposas en sus colores que vuelan; me han hablado las aves en sus cantos que se envuelven bajo el cielo; me han hablado las nubes, mensajeras estivales, que se pierden en el llanto que fertiliza; me han hablado las palabras que se callan, los sentimientos que se salvan, los aromas que se cantan; me han hablado de ti las siluetas de los niños; me han hablado de ti las brumas del adolescente; me han hablado de ti las mujeres y los hombres, los que ríen, los que lloran, los que sueñan, los que aman.
El vaho de los pantanos ambiciona llegar a nuestros pulmones. Los anillos del oxímaco sueñan con nuestra garganta. Los odios viles se deslizan en torno de nuestra puerta.
Podríamos decir que hemos progresado en el desarrollo de las fuerzas que trabajan por la paz, pero no están ni con mucho vencidas las que sueñan con la agresión y con la guerra.