sucio

(redireccionado de sucia)
También se encuentra en: Sinónimos.

sucio, a

(Del lat. sucidus, húmedo.)
1. adj. Que tiene manchas, polvo o impurezas mantel sucio; mano sucia. limpio
2. Que se ensucia con facilidad el blanco es un color muy sucio. sufrido
3. Que produce suciedad éste es un trabajo muy sucio. marrano
4. Se refiere a la persona que es poco aseada es un chico muy sucio. desaseado limpio
5. Se refiere al trabajo que no tiene buena presentación por estar hecho de manera rápida y descuidada redacción sucia; dibujo sucio. chapucero pulido
6. Se aplica al color que tiene mezcla de gris y negro.
7. Que es contrario a los cánones morales de la sociedad lleva una vida sucia. obsceno, pervertido
8. Que es contrario a la justicia o la legalidad no te metas en asuntos sucios. ilegal, ilícito
9. Que demuestra falta de escrúpulos. innoble
10. Que hace trampas no valen las jugadas sucias. marrullero
11. en sucio loc. adv. En borrador.

sucio, -cia

 
adj. Que tiene manchas o impurezas.
Que se ensucia fácilmente.
fig.Manchado con pecados o con imperfecciones.
Deshonesto u obsceno.
Díc. del color confuso y turbio.
Con daño, infección o impureza.
adv. m. fig.Hablando de algunos juegos, sin la debida observancia de sus reglas.

sucio, -cia

('suθjo, -θja)
abreviación
1. cosa limpio que tiene impurezas o manchas El automóvil está sucio.
2. que produce suciedad una fábrica sucia
3. prenda de vestir que dura poco tiempo limpia, en especial por ser de color claro La chaqueta blanca es muy sucia.
4. persona aseado que no cuida su higiene o la de sus cosas un individuo sucio y desalineado
5. decente que es contrario a la moral una proposición sucia

sucio


adverbio
de manera contraria a las reglas y normas jugar sucio
Sinónimos

sucio

, sucia
adjetivo
3 deshonesto, obsceno.
Por ejemplo: trabajo sucio; negocio sucio; etc.

sucio:

desaliñadodesaseado, abandonado,
Traducciones

sucio

мръсен

sucio

brut

sucio

malpura

sucio

sale

sucio

smutsig

sucio

sujo

sucio

špinavý

sucio

beskidt

sucio

likainen

sucio

prljav

sucio

汚れた

sucio

더러운

sucio

skitten

sucio

brudny

sucio

สกปรก

sucio

kirli

sucio

bẩn

sucio

A. ADJ
1. (= manchado) [cara, ropa, suelo] → dirty
llevas los zapatos muy suciosyour shoes are very dirty
tienes las manos sucísimasyour hands are filthy
hazlo primero en suciomake a rough draft first, do it in rough first
2. [color] → dirty
3. (= fácil de manchar) los pantalones blancos son muy sucioswhite trousers show the dirt, white trousers get dirty very easily
4. (= obsceno) → dirty, filthy
palabras suciasdirty words, filthy words
5. (= deshonesto) [jugada] → foul, dirty; [táctica] → dirty; [negocio] → shady
6. [conciencia] → bad
7. [lengua] → coated, furred
B. ADV jugar sucioto play dirty
C. SM (Andes) → bit of dirt

sucio-a

a. dirty, filthy.

sucio -cia

adj dirty
Ejemplos ?
Las tierras no cultiva nadie, se mullen los cuellos de los novillos, no, humilde, con los curvos rastrillos se purga la viña, no la hoz atenúa, de los podadores, del árbol la sombra, 41 no el terrón arranca con la inclinada reja el toro, 40 sucia robín los desiertos arados recubre.
Ítem, se ordena y manda que las dichas Carnicerías donde se metiere la dicha carne para pesar, se limpie cada día y (se) barra de manera que acabada de pesar la carne no quede en la dicha Carnicería cosa sucia, y que los Cortadores tengan (por uso en) cada día sus delantales limpios de lienzo en que se limpien (los lavando siempre cada vez que fuere necesario cometerlo), y los tales Cortadores sean sanos sin lacerón, llagas, enfermedad, (por tanto) en lo cual han de tener especial cuidado y diligencia los Diputados que fueren, so la dicha pena.
La iglesia estaba construida sin duda sobre alguna elevación del terreno, ya que su fachada sucia y la vertiente del tejado, así como sus grandes ventanas ojivales, descollaban por encima de la maraña de tejados y chimeneas que la rodeaban.
Quieren destruir el símbolo de la Revolución, y qué casualidad que lo mismo que piden algunos aquí adentro es lo que están pidiendo nuestros enemigos de afuera que dicen que quieren que nos cambiemos la camisa y que lo que quieren es que nos afeitemos; eso es lo que quieren (EXCLAMACIONES DE: “¡No!”) Dicen que la camisa está sucia, y yo digo que no me importa, que yo no vine aquí a la capital de la república a vestirme de frac ni de smoking y que, por lo tanto, me pongo esta camisa que es barata, y no necesito dinero para comprar más ni le tengo que robar a nadie (APLAUSOS).
Y hemos escuchado a trabajadores de la ciudad, empleados tratados como en los tiempos de Porfirio Díaz, hombres y mujeres obligados a trabajar 12, 14, 16 hora diarias por 45, 46 pesos al día, y ver que no alcanza, ´´hasta morir si es preciso´´, dijeron los trabajadores, las trabajadoras de la maquila y hemos escuchado a los pequeños comerciantes desalojados por las policías de los gobiernos del PRI, del PAN, del PRD, del PT, del Verde Ecologista, de Convergencia, todo para que no se vea sucia la ciudad.
as olas del mar se encrespan para besar las furias de los protervos; burbujean para escupir lo que está por cima de sus bajezas. La conciencia de los déspotas, sucia charca, remeda pobremente las turbulencias del océano.
Segunda mañana. El Patuleco, barriga blanca, de Casablanca El Cara sucia, gateado, de Pasamayo. El Potroso, lúciuno, de Contador.
Esta vez el agua era poca, sucia y al ir a la cama, como en la noche anterior, le volvió a parecer que el agua la observaba, ahora era por entre hojas que no alcanzaban a nadar.
La reciente viuda, con una mala saya de percal, desgarrada y sucia, en mangas de camisa, desgreñada y descalza, esperaba a la fúnebre comitiva, acurrucada en un rincón de la destartalada habitación en que había muerto su marido: sala, alcoba, pasadizo y comedor al mismo tiempo; pues aquella pieza y otra reducidísima y oscura que servía de cocina constituían toda la casa.
Así como no queremos una industria sucia ni obsoleta, tampoco deseamos ver nuestro territorio ni nuestros mares convertidos en basureros propios o ajenos, particularmente en la zona fronteriza.
El matrimonio, que no gustaba echar la ropa sucia a la calle, serenóse de pronto como al conjuro de una varita de virtud, y penetrado que hubo en la sala el futuro pariente, díjole éste al señor Paco, después de los saludos de rúbrica aun en las clases más refractarias a los formulismos sociales.
La juventud lleva la voz cantante, y hasta habla de los reyes como si fuesen sus iguales. El primero que llega puede mojar sus trapos en agua sucia y escurrirlos sobre la cabeza de un hombre honorable.