soberbio

(redireccionado de soberbias)
También se encuentra en: Sinónimos.

soberbio, a

(Del lat. superbus.)
1. adj. Que tiene soberbia o se deja llevar por ella es muy soberbio, sólo se relaciona con la gente que le interesa. orgulloso
2. Que se comporta con arrogancia. gallardo
3. Que es muy grande recibí una reprimenda soberbia. enorme
4. Que es magnífico viven en un palacio soberbio. grandioso
5. Se aplica a la persona que se irrita en exceso cuando es contrariado. iracundo
6. Se aplica al caballo que es fogoso y violento.

soberbio, -bia

  (del l. superbus, influido por soberbia)
adj. Que tiene soberbia o se deja llevar de ella.
Altivo, arrogante.
fig.Fogoso, orgulloso y violento.
Alto, fuerte o excesivo en las cosas inanimadas.
Grandioso, magnífico.

soberbio, -bia

(so'βeɾβjo, -βja)
abreviación
1. persona que se cree superior a los demás y los trata con desprecio un abogado soberbio y arrogante
2. que es característico de este tipo de personas Nos dio una respuesta soberbia.
3. cosa que destaca entre las de su clase por sus cualidades excelentes un automóvil soberbio
Sinónimos

soberbio

, soberbia

soberbio:

magníficofenomenal,
Traducciones

soberbio

herrlich

soberbio

vynikající

soberbio

superb

soberbio

Superb

soberbio

מעולה

soberbio

素晴らしい

soberbio

superb

soberbio

ADJ
1. [persona] (= orgulloso) → proud; (= altanero) → haughty, arrogant
2. (= magnífico) → magnificent, grand
¡soberbio!splendid!
3. (= enojado) → angry; (= malhumorado) → irritable
4. = soberano A3
Ejemplos ?
Sin embargo mi pasión sublime era correspondida con calumnias... con afrentas... con engaños... con soberbias... con burlas... con sufrimientos...
XVI Odio por lo tranquilo y uniforme, y ansia de otro nivel y de otro aspecto; fiebre de perfección en lo deforme, y hambre de superluz en lo perfecto; soberbias de Luzbel; vacío enorme en el alma sombría del insecto… eso requiere Dios, para sus planes: angustias de Satán…¡somos satanes!
más de las escapadas nocturnas, había las cenas furtivas y algunas calaveradas soberbias de los grandes que nos llenaban de admiración.
En los otros, que hermosean reposteros y damascos, los grandes, con sus señoras y los nobles cortesanos, ostentan soberbias galas, terciopelos y penachos; las damas y caballeros llenan los segundos altos, y de fiesta gran gentío los barandales y andamios, jardín do a impulso del viento ondean colores varios.
Sabía Morales que aquellas vistas valían mucho dinero, que por un capricho un indiano poderoso, o un banquero arrogante darían muchos miles de duros, encima de lo que por sí valía la quinta, nada más que por pagar las vistas soberbias..., que tampoco se pararían a contemplar banqueros soberbios ni soberbios indianos.
Fabio, si tú no lloras, pon atenta la vista en luengas calles destruidas; mira mármoles y arcos destrozados, mira estatuas soberbias que violenta Némesis derribó, yacer tendidas, y ya en alto silencio sepultados sus dueños celebrados.
Id, pues, hombres mortales; id, y dejaos llevar de la grandeza; y émulos a los tronos celestiales, vuestra naturaleza desconoced, dad crédito al tesoro, fundad vuestras soberbias en el oro; cuéstele vuestra gula desbocada su pueblo al mar, su habitación al viento.
No es posible que tengamos que ausentar tantas grandezas al desierto donde nadie las encuentre y caigamos lacerados por soberbias entendiendo que será la soledad quien nos comprenda y sabernos así prisioneros de un cuerpo fugitivo, ataúd de un alma muerta.
Tras éstos, dudo si recordar primero a Rómulo o el pacifico reinado de Numa Pompilio, o las fasces soberbias de Tarquinio, o la muerte generosa de Catón.
El administrador enviado a Tostes para pagar la operación contó, por la noche, que había visto en el huertecillo del médico unas cerezas soberbias.
Porque claro está que luego vendrá algo aún mejor, algo más hermoso. Si no, ¿por qué me adornarían tanto? Sin duda me aguardan cosas aún más espléndidas y soberbias. Pero, ¿qué será?
-Nada creé luego no existí.- Entonces sabrán que sus soberbias sólo estolidez de huesos eran y gritando a la penumbra de su cieno querrán reconstruir sus pasos perdidos para siempre en la vereda que royeron a migajas con decretos de voraces pulgas.