santísimo

(redireccionado de santísima)

santísimo, a

1. adj. RELIGIÓN Se aplica al papa como tratamiento honorífico.
2. el Santísimo RELIGIÓN Cristo en la eucaristía.
3. descubrir o manifestar el Santísimo RELIGIÓN Exponerlo a la pública adoración de los fieles.
4. hacerle la santísima Mortificar a una persona, causarle molestias.

santísimo, -ma

 
adj. Sup. de santo.
liturg. El Santísimo. Cristo en la eucaristía.

santísimo, -ma

(san'tisimo, -ma)
sustantivo masculino-femenino
religión nombre dado a Cristo en la Eucaristía adorar al Santísimo
Traducciones

santísimo

A. ADJ SUPERLholy, most holy
B. SM el Santísimothe Holy Sacrament
C. SF hacer la santísima a algn (= jorobar) → to drive sb up the wall; (= perjudicar) → to do sb down
Ejemplos ?
EN EL NOMBRE DE LA SANTÍSIMA TRINIDAD. Deseando el Gobierno de la Confederacion Arjentina y el de lа República del Paraguay estrechar, íntima y sinceramente las buenas relaciones tan necesarias para el desarrollo y progreso de una y otra naeion sobre las justas bases de comun interés; y de una reciprocidad perfecta, por un tratado de amistad, comercio y navegacion: S.
Entre 1963 y 1969 estudió en Colegio Félix de Jesús Rougier, dirigido por Misioneras Eucarísticas de la Santísima Trinidad, posteriormente entre 1970 y 1976 estudió con los jesuitas en el Instituto Cultural Tampico y, al abandonar su ciudad natal, se fue a vivir a la Ciudad de México para estudiar en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM.
Los ojos de Joseíto contestaron de modo elocuentísimo a la pregunta, y tras un breve silencio: -Pos si la cosa no estuviese ya tan pa granar, yo mesma te la traería -dijo la señora Pepa-, pero como ya, gracias a Dios y a la Virgen Santísima, estás tú tan requetemejorao...
-preguntó, a la vez que cogía una de las desfallecidas manos a la enferma, que seguía mirándole con el espanto en los ojos, y al ver que nada le respondía, continuó con voz dulce y acariciadora-: Me he enterado por mi hermana de que estás algo malucha, y ahora, al pasar por la esquina, pues voy a casa de Bastián, que tiene a la menor de sus mozas con un calenturón que la está achicharrando, pues me dije yo: «Ya que estamos tan cerca, vamos en un vuelo a ver a Rosalía, y a llevarle este escapulario de la Santísima Virgen de Lourdes, para que durante tres meses la rece tres Avemarías en acción de gracias por haberle devuelto la salud».
Rosalía miró a don Leovigildo con ojos en que el terror había ido amortiguando su brillo siniestro; el acento de convicción con que éste había dicho aquello había hecho renacer en su espíritu un pálido destello de esperanza: ¡rezar durante tres meses tres Avemarías cada noche a la Santísima Virgen!
PRIMERA VISITA Una limosna por el amor de Dios...Una limosna por la Santísima Virgen Purísima...Una limosna por la Santísima Trinidad.
Rosarios, escapularios, devocionarios, estampitas, imágenes, tacos, pellizcadas, buñuelos, churros, café negro, pambazos, panuchos, atole, pozole... SÉPTIMA VISITA Una limosna por el amor de Dios. Una limosna por la Virgen Santísima. Una limosna por la Santísima Trinidad.
Penetró éste en el despacho de Su Excelencia, dando dos pasos adelante y uno atrás, que era como andaba en las circunstancias graves, y poniéndose de rodillas exclamó: - ¡Viva María Santísima y viva su merced, que es el amo de toitico el mundo!
¡Dadme mis veinte duros! ¡Dádmelos, por los dolores de María Santísima! Una carcajada de burla contestó a las quejas del pobre padre.
El Cerote, al divisar aquello, cerró los ojos, y -¡Dios mus coja confesao! Dolorcitas, ten caridad de dos probeticos viejos y tapa, tapa eso, ¡por la Santísima Virgen!
¡Lo que es en esto no cederé jamás! ¿Acepta usted? ¡Dígame que sí, por María Santísima! -Pues, ¿no he de aceptar, señor Capitán Veneno?
-No te vayas hoy; por Dios y por su Santísima Madre te lo pío -díjole Clotilde con acento tan dulce, tan suplicante, a Paco, que éste tuvo que echar mano a todo el repuesto de sus energías para responderle: -Si no puée ser, chiquilla, si es que tengo un compromiso mu grande.