salobre


También se encuentra en: Sinónimos.

salobre

1. adj. Que tiene sabor de sal.
2. Que contiene sal. salado
3. Se aplica a las aguas que tienen una determinada salinidad, por lo general menor que la del mar.
4. BIOLOGÍA Se refiere a la flora y fauna que vive en estas aguas.

salobre

 
adj. Que por su naturaleza tiene sabor de sal: aguas salobres.
med. amb. Díc. del agua con un alto contenido en sales.
Sinónimos
Traducciones

salobre

mořský

salobre

saltvands-

salobre

suolaisen veden

salobre

eau salée

salobre

morski

salobre

塩水の

salobre

소금물의

salobre

zoutwater-

salobre

saltvanns

salobre

água salgada, salobra

salobre

saltvatten

salobre

เกี่ยวกับน้ำเค็ม

salobre

tuzlu su

salobre

nước mặn

salobre

咸水的

salobre

מליחים

salobre

ADJsalt, salty
agua salobrebrackish water
Ejemplos ?
No hubo más: creció furioso el temporal, y más recio sopló el Sudoeste; las olas de Rosalía el asiento embisten, de agua salobre la bañan; estar más tiempo no puede allí: busca abrigo de la torre entre los restos.
Huele a tosca, está llena de arena, su sabor es algo salobre, pero, ¡qué rica parece!, y ya se plantan los pequeños árboles que esperaban oprimidos en las barricas en que han venido.
Si se trataba de dejarlos como Dios les crió, con todos sus encantos naturales, sabiendo a los misterios del Océano, doña Tula conservaba el aroma de la frescura, el encanto salobre con gracia y coquetería, sin menoscabo de los fueros de la limpieza; pero si le era lícito entregarse a los bordados culinarios del idealismo gastronómico, hacía de unas almejas, de unas ostras, de unos percebes o de unos calamares platos exquisitos, que parecían orgías enteras en un bocado, incentivos y voluptuosos de la pasión más lírica y ardiente...
Espectáculo espantoso ofrece Naturaleza, las olas como montañas, movibles y verdinegras, se combaten, crecen, corren para tragarse la tierra, ya los abismos descubren, ya en las nubes se revientan. Rómpense en las altas rocas alzando salobre niebla, y la playa arriba suben, y luego a su centro ruedan.
Alimentábame con las amargas raíces de la desventura y bebía en el cáliz del dolor una agua turbia y salobre que devoraba mis entrañas.
Esta maniobra, repetida cada vez que el peligro arreciaba, permitía a Rosalía achicar el agua sin que se incrementase su cantidad con nuevas adiciones, y cuando había arrojado por encima de la borda el último cubo del salobre líquido, El Pejerrey volvía a presentar el flanco al oleaje, reanudando su labor de refrenar la deriva de la ballena.
II Ahora tengo treinta años, y en mis sienes jaspea la ceniza precoz de la muerte. En mis días, como la lluvia eterna de los Polos, gotea la amargura con lágrima lenta, salobre y fría.
4.º La manera de mantener bajo el agua una luz encendida. 5.º El medio de convertir en dulce el agua salobre». Convengamos en que si Blasco de Garay hubiera alcanzado a cumplir la mitad de las maravillas que en el memorial prometía, habría hecho más que el moderno Erickson, a quien tantos prodigios se atribuyen.
Los esclavos movían los brazos y empujaban los remos a través del agua. Al golpe del remo saltaba la espuma salobre. Al fin llegaron a una pequeña bahía, y comenzaron a sondear.
traducción de Víctor Hugo) A la orilla del mar me había dormido, henchido el pecho de febriles ansias, y la brisa del piélago salobre vino a enjugar mis postrimeras lágrimas.
Mas a sus pies están los hermanos que humilla el martirio irrisorio de azares tortuosos. Surca el salobre llanto su pálida mejilla y tragan las cenizas con idéntico amor; la suerte los enroda, burlesca y ramploncilla.
Tenía un gusto endiablado, que no era exactamente fétido ni exactamente salobre, y Ammi aconsejó a su amigo que excavara otro pozo en las tierras altas para utilizarlo hasta que el suelo volviera a ser bueno.