sacrificador

sacrificador, a

adj./ s. Que sacrifica renunció a su propio bienestar con un gesto sacrificador.

sacrificador, -ra

(sakɾifika'ðoɾ, -ɾa)
abreviación
que sacrifica gesto sacrificador
Ejemplos ?
Degolladores de reses humanas. Mas nosotros envilecemos al sacrificador de animales y glorificamos al matador de hombres. Felizmente, el legendario prestigio de la casaca va desapareciendo.
Han creído los aqueos que tu hija Polixena debe ser degollada en la cima del túmulo de Aquileo. Nos mandan que conduzcamos a la joven virgen, y el hijo de Aquileo presidirá el sacrificio y será el sacrificador.
De las proezas que hizo Sila, a quien mostraron favorecer Ios dioses El mismo Sila, cuyos tiempos fueron tales que se hacían desear los pasados (a pesar de que a los ojos humanos parecía el reformador de las costumbres), luego que movió su ejército para marchar a Roma contra Mario, escribe Tito Livio que, al ofrecer sacrificios a los dioses, tuvo tan prósperas señales, que Postumio -sacrificador y adivino en este holocausto- se obligó a pagar con su cabeza si no cumplía Sila todo cuanto tenía proyectado en su corazón con el favor de los dioses.
Así lo tenía prometido: que si le veía un día salvo en casa u oía que lo estaba, le había de revestir cual se merece con este manto, y había de presentarle ante los dioses como sacrificador nunca visto con nunca vista indumentaria.
Al día siguiente, el gran sacrificador del templo se quedó asombrado de que los demo­nios, que antes le respondían, no quisieran emitir más oráculos; los llamó: los demonios acudieron para decirle que ya no volve­rían más: le explicaron que ya no podían habitar más aquel tem­plo porque Gregorio había pasado la noche en él y había traza­do signos de la cruz.
Dios cuida de los ninivitas idólatras lo mismo que de los judíos; los amena­za, los perdona. Melquisedec, que no era judío, era sacrificador de Dios.
El sacrificador interrogó a Gregorio, que le respondió: «Puedo arrojar a los demonios de donde quiera y hacerlos entrar donde me plazca.» «Hazlos, pues, entrar en mi templo», dijo el sacrificador.
Por eso la hicieron esclava de su esposo, para que estuviera sin derechos y para que permaneciera perpetuamente en su poder, como una víctima a quien la sociedad pone en manos del sacrificador o debajo de la mano de su verdugo.
Si asalta tu memoria el recuerdo de nuestros placeres, toca con la extremidad del pulgar tus purpúreas mejillas; si tienes que echarme a la callada alguna reprimenda, acaricia con suavidad el borde de tu oreja, y si te complacen mis dichos y acciones, luz de mis ojos, haz girar buen rato los anillos de tus dedos. Extiende la mano en la mesa como el sacrificador en el ara, y desea a tu marido todos los males que en justicia merece.
Etimología: 'que salpica leche agria' (también dicho dadhi-krá y ghrita-dadhi-kri), siendo dadhi: 'leche coagulada, leche agria', que difiere de la cuajada o requesón en que no se le ha extraído el suero; en la medicina aiurveda se considera un remedio. Dadhichi es un mítico rishi o sacrificador de la época védica (segunda mitad del II milenio a.
Topiltzin o sacrificador El sacrificador o Topiltzin era hereditario en su empleo, y en cada caso usaba el nombre de la divinidad que aceptaba.
Si bien es cierto que existe una palabra en griego para decir «vendedor de carne», (kreopoles), la palabra más corriente para designar al carnicero es mágeiros que significa, a la vez, sacrificador, carnicero y cocinero.