riquísimo

(redireccionado de riquísima)
También se encuentra en: Sinónimos.
Sinónimos

riquísimo

, riquísima
adjetivo y sustantivo
Ejemplos ?
Todo se hizo así; la duquesa murió, Cornelia entró en Ferrara, alegrando al mundo con su vista, los lutos se volvieron en galas, las amas quedaron ricas, Sulpicia por mujer de Fabio, don Antonio y don Juan contentísimos de haber servido en algo al duque, el cual les ofreció dos primas suyas por mujeres con riquísima dote.
Fue el caso que se le ocurrió avistarse con doña Rebeca Hinestrosa de Gardeazábal, dama viuda, riquísima y piadosa, a quien pintó la necesidad y de quien recabó almuerzo y comida para el santico.
Según Acisclo que, por razón de empleo, hace y deshace del archivo de la municipalidad de Lima, don Juan de la Cueva y Campuzano, consiliario perpetuo de la Inquisición y guarda mayor de montes y plantíos de la ciudad de los reyes, desempeñaba en 1834, entre otros mercantiles, el cargo de tesorero de la riquísima archicofradía de la Virgen de la O; y añade el chistoso biógrafo que un día anocheció y no amaneció en Lima, fugándose más redondo que la O de que era tesorero.
Así, el poder de atraer mágicamente a la fortuna se adjudicó al único heredero de una familia riquísima, que, por no estar dotada de ningún sentido de caridad y tampoco de codicia ninguna por los bienes más visibles de la vida, habían de verse más adelante prodigiosamente enredados entre sus millones.
que la merced que fuese servido de me hacer, comience dende aquí, porquepor esto he sustentado este pie, y por ser todo esto un pedazo de tierra riquísima de minas de oro, y de aquí se ha de encomenzar a entrar en la tierra y buscar donde dar de comer a estos soldados y descargar la conciencia de S.
Y, en mi interior, no puede menos de sentir una confusa simpatía por el que me hubiese despachado al otro mundo, pero que no lo hizo en Nochebuena... -Adiós, señó Carmelo -le dije-. Su cena estaba riquísima... -¡Váyaste a jasé burla de quien lo parió!
A los cuales alabamos ardientemente y exhortamos a permanecer en el plan comenzado; y a todos los demás de entre vosotros en particular os hacemos saber, que nada nos es más grato ni más apetecible que el que todos suministréis copiosa y abundantemente a la estudiosa juventud los ríos purísimos de sabiduría que manan en continua y riquísima vena del Angélico Doctor.
M.: es más poblada que la Nueva España, muy sana, fertilísima e apacible, de muy lindo temple, riquísima de minas de oro, que en ninguna parte se ha dado cata que no se saque, abundante de gente, ganado e mantenimiento, gran noticia, muy cerca, de cantidad de oro sobre la tierra, y en ella no hay otra falta sino es de españoles y caballos.
Despacito, entonces, muy despacito, probó una gota con la punta de la lengua, y se relamió con gran placer: aquellas gotas eran miel, y miel riquísima porque las bolas de color pizarra eran una colmena de abejitas que no picaban porque no tenían aguijón.
— Denia es una población riquísima; su producción agrícola abundante y reproductiva; figura en ella principalmente el aceite, caña de azúcar, cereales, frutas, hortalizas y, sobre todo, la pasa, que en cantidades fabulosas, y en envases verdaderamente notables, se envía á todas las partes del mundo.
Otra poesía es dublé y piedras falsas, y no riquísima joya del espíritu: es, como dijo un crítico, imitar en migajón de pan los mármoles y bronces de los grandes escultores.
“Rabelais es un torrente que arrastra todo de inmundicias, pero también suele arrastrar oro, y lo que quiera que arrastre lo lleva con tal ímpetu de dicción, pintoresca, animada y riquísima, con tal ardor de fantasías grotescas y con tan abigarrada y chistosa mezcla de elegancias clásicas y de sordideces populares, que sorprende y maravilla hasta en aquellos trozos donde más repugna por su cinismo.” La obra de Rabelais ha tenido una influencia notable en todos los escritores franceses posteriores, ya para imitarlo o para contraponerse a él.