retinto

retinto, a

adj. ZOOLOGÍA Se aplica a algunos animales de color castaño muy oscuro.
Traducciones

retinto

ADJ (esp LAm) → very dark
Ejemplos ?
Pedro Manzanares, mayordomo del señor Luna Pizarro, era un negrito retinto, con toda la lisura criolla de los budingas y mataperros de Lima, gran decidor de desvergüenzas, cantador, guitarrista y navajero, pero muy leal a su amo y muy mimado por éste.
Y si resulta preste tonsurado por barbero y no por obispo, entonces sin más kiries ni letanías llamamos a Gonzalvillo para que le cuelgue por el pescuezo en la horca de la plaza». Este Gonzalvillo, negro retinto y feo como un demonio, era el verdugo titular de Lima.
Yo no sé por qué (pues no he tenido un cuarto de hora ocioso para leer la vida del santo) exhiben en los altares al bienaventurado italiano con rostro y manos de negro retinto.
Y que no eran badomías o badajadas ni cuodlibetos de vieja las frases de mi perilustre antepasada, sino frases meritorias de ser loadas en un soneto caudato, es lo que voy a comprobar con las dos consejas siguientes: I La olla del Padre Panchito El padre Panchito era, por los tiempos del devoto virrey conde de Lemos, un negro retinto, con tal fama de virtud y santitad que su excelencia lo había, sin escrúpulo, aceptado por padrino de pila de uno de sus hijos, en representación de un acaudalado minero de Potosí.
El Sacristán, ajiseco, de Limatambo. El Invencible, retinto, de Bujama. Parece que, para estas corridas, el Cabildo comprometió á cada hacendado de los valles inmediatos á Lima para que ob- seqmasen un toro, y natural es suponer que el espíritu de competencia los obligaba á enviar lo mejor de su ganadería.
Vese en medio de la arena, furia y humo respirando, los ojos como dos brasas, los cuernos ensangrentados, con la pezuña esparciendo ardiente polvo, el más bravo retinto, a quien dio Jarama hierba encantada en sus campos.
El torero Lorenzo Pizí le sacó algunas suertes, y en el canto de una uña estuvo que el animal lo despanzurrara. Pizí era un negro retinto, enjuto, de largas zancas y medianamente diestro en el oficio.
El 8 de diciembre de 1658 era el cumpleaños de Consuelo, y por tal causa celebrábase en la casa del callejón de San Francisco un festín de familia en el que lucían la clásica empanada, la sopa teóloga con menudillos, la sabrosa carapulcra y el obligado pavo relleno, y para remojar la palabra, el turbulento motocachi y el retinto de Cataluña.
En dos o tres ocasiones estuvo en la cárcel por pendenciera; pero, contando con valedores de alta influencia, lograba siempre su libertad tras pocos días de encierro. Con la misma llaneza con que echaba la capa a un retinto, hacía un chirlo a un cristiano por quítame allá una paja.
Prontamente le soltaron Un retinto de Jarama Que envistió como león Con los ojos hechos brasas: Besó el pretal de la yegua Y entonces con honda llaga Más abajo del testuz Le entró la temible lanza.
-De verdad, y de Benjumea, retinto, astifino, de muchas libras y bastantes pies, que debía lidiar y estoquear el famoso diestro Asaúra en la corrida de los festejos de Marineda.
Oratoria andaluza Cuerdas auriazules Amor canalla Desembarco en La Habana Patón y conductor Tango para dos angelitos Una dama jubilosa Negro retinto En nombre del padre Centralización El traidor Las figus Voces Copas y copitas Marcha oficial Bonus track: Mensaje del Gran Lama para el tercer milenio.