rendidamente

rendidamente

adv. Con sumisión y entrega está rendidamente enamorado de ella. locamente
Traducciones

rendidamente

ADV (= sumisamente) → submissively; (= servilmente) → obsequiously; (= con devoción) → devotedly
Ejemplos ?
Mas, porque sepáis de ello enteramente, sabed que el rey (que Norandín se llama) muchos años amó rendidamente la que por bella sin igual se aclama hija del rey de Chipre; y finalmente, ya desposados ambos, con la dama y un séquito de muchos a su cargo, tomó el camino a Siria menos largo.
A Useñoría Ilustrísima rendidamente suplico se sirva mandar la prosecución del juicio, y que se proceda á la sumaria»." — ¡Vaya un hombre para indigno!
Por vuestra mano, que fecunda la tierra, por las alegres ceremonias de la siega, por los secretos misteriosos de las gavillas, por el carro arrastrado por dragones que os obedecen, por los surcos de la fértil Trinacria, por los demonios de Proserpina, por la tenebrosa escena de su lúgubre himeneo, por las antorchas, a cuya luz salisteis de los infiernos después de verla, por todas las restantes consagraciones que vela con misterioso silencio el santuario ático de Eleusis: tomad bajo vuestra protección la vida de la infortunada Psiquis, que os invoca rendidamente.
Uno dia ante que resciba caballería, que debe tener vigilia: y en esse dia que la toviere, desde medio dia adetante hanle los Escuderos abatear, y lavarle la cabeza por sus manos, y echarle en el mas apuesto lecho que pudieren haver. adv. de modo. Rendidamente, con vileza y desprecio. Es verbál del verbo Abatir.
La catedral de Notre Dame me recuerda la novela de Víctor Hugo. No sabes, cuando la leí me sentí la bella Esmeralda y a ti, te vi como el guapo capitán rendidamente enamorado de ella.
–exclamó, y le temblaba la voz. –¡Augusto! –susurró rendidamente ella. –Pero, ¿y qué quieres que hagamos? –Oh, no, es la fatalidad, no es más que la fatalidad; somos juguete de ella.
Ariosto comienza la acción de su Furioso un poco antes del punto en que abruptamente termina la del incompleto Enamorado: Orlando acaba de regresar de sus aventuras por Oriente en custodia de la bella Angélica (de la que ha caído rendidamente enamorado), y se presenta en el campamento cristiano de los Pirineos donde Carlomagno pretende hacer frente a la invasión sarracena de Agramante, rey de África, y Marsilio, rey de Zaragoza.
Cuando el rey quiso verlo, según había previsto, se arrojó a sus pies, «y le suplicó rendidamente le amparase para con su amo, sin cuyo consentimiento había aprendido el arte, y hecho de su mano aquella pintura».
Allí cae rendidamente enamorado de Claudina, una bellísima chola que regenta una chichería (o despacho de bebidas alcohólicas como la chicha) en la que son frecuentes las fiestas y los escarceos eróticos.
Prólogo Introducción (orquesta) Presentación - Dúo de Black y White: «Ilustre concurrencia, flor de elegancia» Canción de Black: «Princesita de sueños de oro» Fin del prólogo (orquesta) Acto primero Duetto cómico de Catalina y Marat - fox-trot: «Catalina, yo no he visto cosa igual» Romanza de Sofía: «Yo que jamás había sentido las inquietudes del amor» Dúo de Sofía y Black: «Para mi príncipe, rendidamente» Romanza de White...
En sus primeras batallas mostró su valía venciendo al Caballero Negro bajo el cual habían sucumbido numerosos caballeros. En su camino hacia la Montaña Negra, residió en el Castillo Lidel donde cayó rendidamente enamorado de Lady Galiene de Lothian.
Tras firmar con la compañía Decca en 1951, su primer éxito "You Better Go Now" estableció el que sería su estilo: el de las llamadas torch songs (canciones encendidas): líricas, un poco inconexas y rendidamente románticas.