providencialmente


Búsquedas relacionadas con providencialmente: solapadas

providencialmente

 
adv. m. De manera providencial.
Traducciones

providencialmente

ADJprovidentially
Ejemplos ?
Allí Valdivia se enteró que su camarada de Italia Francisco de Aguirre se encontraba en Atacama-la grande (San Pedro de Atacama) y salió con algunos jinetes a su encuentro. Esto le salvó providencialmente la vida.
Se sumó a las fuerzas de los coroneles José Manuel Salas, Manuel Antonio Ocampo y Manuel Hornos que con tropas correntinas atravesaron el Chaco paa sumarse al ejército de José María Paz antes de la batalla de Caaguazú. En esa ocasión, Díaz salvó providencialmente su vida al ser sorprendida su unidad en Orán por una partida federal.
Una cruenta batalla fue librada en Yawarpampa ('campo de sangre'), ganada providencialmente por los cuzqueños mediante la llegada oportuna de fuerzas amigas.
La primera de ellas, liderada por el emperador del Sacro Imperio, Federico I Barbarroja atravesó a pie los Balcanes y Anatolia, donde, para suerte de los musulmanes, murió ahogado al cruzar un río. Sin él, su ejército se disgregó, desapareciendo providencialmente la mayor amenaza para Saladino.
whiteheadi formaba junto al trepador de Krüper un grupo llamado sitas mesogenéricas, «donde S. ledanti encaja providencialmente».
El pueblo de Ascope se salva providencialmente porque Don Víctor Larco, con antelación había mandado construir la acequia del cerro o acequia alta, sobre un antiguo acueducto Mochica.
También las epístolas pastorales llenan providencialmente con datos históricos de interés el vacío que existe entre el final de los Hechos de los Apóstoles y la muerte de Pedro y Pablo, aparte de los puntos doctrinales que tocan...
Gabriel de Avila, providencialmente se salvó de una muerte segura por encontrarse indispuesto y no poder bajar del barco donde hacían el viaje desde Santo Domingo hacia Santa Ana de Coro.
Sin embargo, providencialmente, un grave error de los enemigos vino en ayuda de Falstolf: a pesar de que Clermont le había estado enviando mensaje tras mensaje prohibiéndole atacar, el comandante de los caballeros escoceses, condestable John Stewart de Darnley, decidió desobedecer las órdenes: hizo apear a sus caballeros y, sin consultar con su superior, les ordenó avanzar a paso de carga contra los carromatos estacionados.
Creada por Stan Lee y Jack Kirby, el personaje realizó su primera aparición en el N° 44 de Tales of Astonish (en junio de 1963). Tras su muerte en 2008, Henry Pym se convirtió providencialmente en la nueva Avispa de Marvel Cómics.
El 27 de septiembre de 1979 el grupo Montoneros colocó explosivos en su casa, donde estaba con su esposa y cuatro hijos de entre 12 años y meses de edad salvándose providencialmente pese a que la misma fue totalmente destruida y murieron dos custodios.
En 1956 envió a su secretaria Rosalie Osborn al Monte Muhabura en Uganda para que le ayudara a habituar gorilas pero duró cuatro meses y retornó a Inglaterra. Luego de esto Leakey llegó a considerar hacer el trabajo el mismo hasta que Goodall providencialmente atrajo su atención.