próximo


También se encuentra en: Sinónimos.

próximo, a

(Del lat. proximus , el más cercano.)
1. adj. Que está cerca, respecto al punto espacial o temporal, desde donde se considera su casa está próxima a la mía . cercano, contiguo
2. Que está inmediatamente después del lugar o del momento que se considera irá la semana próxima; en la próxima calle, gira a la derecha. siguiente anterior
3. de próximo loc. adv. Dentro de poco tiempo.

próximo, -ma

 
adj. Cercano, que dista poco.
De próximo. loc. adv. Próximamente.

próximo, -ma

('pɾoksimo, -ma)
abreviación
1. que se encuentra cerca en el espacio o el tiempo Mi casa está próxima.
2. que es inmediatamente posterior en el espacio o tiempo Tomaremos el próximo tren.
Sinónimos

próximo

, próxima
Traducciones

próximo

nächst, nahe, nah, kommend

próximo

nadcházející

próximo

kommende, Næste

próximo

tuleva, Seuraava

próximo

nadolazeći

próximo

次の

próximo

다가오는, 다음

próximo

kommende

próximo

próximo

próximo

kommande, Nästa

próximo

ที่กำลังจะมาถึง

próximo

gelecek

próximo

sắp tới

próximo

下一個

próximo

הבא

próximo

ADJ
1. (= cercano) → near, close; [pariente] → close
un lugar próximo a la costaa place near the coast
vivimos muy próximoswe live very close by
en fecha próximasoon, at an early date
estar próximo a algoto be close to sth, be near sth
estar próximo a hacer algoto be on the point of doing sth, be about to do sth
2. (= siguiente) → next
el mes próximonext month
el próximo 5 de junioon 5th June next
se bajarán en la próxima paradathey will get off at the next stop

próximo -ma

adj next
Ejemplos ?
Ramón y yo nos salíamos al campo, y pasábamos horas y horas con cierto músico que diariamente venía de un lugar próximo a darme lección.
Afortunadamente, estoy sobre aviso, y tan luego como me vea próximo a caer en sus redes, echaré a correr, con la pierna rota y todo, y no pararé hasta Pekín!
Paco Cárdenas, grave y cejijunto, fumaba silencioso, recostado contra la pared, próximo a los que tallaban, y cerca de él le observaba con disimulo el tabernero, que no confiaba mucho en lo que de modo tan decidido hubo de decirle aquél en la noche anterior, al oírle lamentarse de la ausencia del Gallareta, que le dijo: -Pos si usté quiere y me da lo mismo que al otro, yo le prometo a usté que no va a haber quien diga ni pío tan siquiera tan y mientras esté yo arrimao a la mesa del tapete.
Entonces fueron petrificados ojos por los Espíritus del cielo, lo que los veló como el aliento sobre la faz de un espejo; los ojos se turbaron; no vieron más que lo próximo, esto sólo fue claro.
Aquél no le contestó, y asiéndose al cordaje, puso una interrogadora mirada en los confines más remotos. El Gaviota, próximo también al patrón, contemplaba ensimismado y sombrío la imponente perspectiva.
La persona detenida de conformidad con el párrafo 1 del presente artículo tendrá toda clase de facilidades para comunicarse inmediatamente con el representante correspondiente del Estado de su nacionalidad que se encuentre más próximo o, si se trata de un apátrida, con el representante del Estado en que habitualmente resida.
A este respecto, se observarán, para el reparto, los principios siguientes: a) cuando esas dos Potencias sean limítrofes, la Potencia de la que dependan los prisioneros de guerra asumirá los gastos de la repatriación a partir de la frontera de la Potencia detenedora; b) cuando esas dos Potencias no sean limítrofes, la Potencia detenedora asumirá los gastos de traslado de los prisioneros de guerra en su territorio hasta su frontera o su puerto de embarque más próximo a la Potencia de la que dependan.
Si las instituciones locales resultan inadecuadas, la Potencia ocupante deberá tomar medidas para garantizar la manutención y la educación, si es posible por medio de personas de su nacionalidad, idioma y religión, de los niños huérfanos o separados de sus padres a causa de la guerra, a falta de un pariente próximo o de un amigo que esté en condiciones de hacerlo.
A medianoche oyeron sus pasos, luego la caída de las botas en el piso de tablas, y la luz se apagó. Los perros, entonces, sintieron más próximo el cambio de dueño, y solos al pie de la casa dormida, comenzaron a llorar.
Esta injusticia para con él creó lógica y velozmente el deseo del desquite. Fue a instalarse con Cayé, cuyo espíritu conocía bien, y ambos decidieron escaparse el próximo domingo.
Este será, con certeza, el destino de México. El próximo 19 de septiembre presidiré una reunión de evaluación de las acciones realizadas en la tarea de la reconstrucción.
He visto tu buena voluntad y es suficiente. El domingo próximo vendrás conmigo al festín celestial. El sacerdote pensó que le ordenaba Dios dar la comunión al pobre niño y le preparó para aquel gran día.