postrimer

postrimer

(Apócope de postrimero.)
adj. Postrimero [en todas sus acepciones].

postrimer

 
adj. Apóc. de postrimero.
Ejemplos ?
¿Qué tristísimo acento podrá pintar la dolorosa escena que contempló tu lúgubre morada, cuando exhalaste el postrimer aliento, y al fin la muerte, te dejó postrada?
En esta humilde y escondida estancia, donde aún resuenan con medroso acento los primeros sollozos de mi infancia y de mi padre el postrimer lamento; esclarecido el mundo a la distancia a que de aquí le mira el pensamiento, se eleva la verdad que amaba tanto; y, antes que afecto, se produce espanto.
A su temblante rayo cristalino estremecido el viento se dilata; la húmeda sombra se recoge en pliegues al hondo valle, y su raudal de plata mueve bullendo el plácido arroyuelo; tiende la brisa de la noche el vuelo que en la hojarasca, en lánguido murmullo, largo susurra, y gime solitaria la tórtola doliente, que da de amor el postrimer arrullo.
Mas a vosotros, CÁRCAMOS ilustres, os crearon los cielos como en la sangre en la virtud hermanos, y de idénticas prendas adornaron vuestros nobles espíritus gemelos: de ingenio igual, del mismo ardiente acrisolado patriotismo, que os hizo, con igual merecimiento, juntos rendir el postrimer aliento.
ambién sobre la tumba que cubre tus cenizas resuenen, pobre amigo, los ecos de mi voz, y lejos del bullicio de mundanales risas llorando te dirijo mi postrimer adiós.
O en frágil barca en plácida mañana de lago azul flotando en los cristales con la mirada errantes contemplamos el cielo, la ribera, los juncales, y las nieblas que inciertas, vaporosas, van a perderse en la región lejana como se pierda la esperanza humana o el postrimer aroma de las rosas.
Ya se oye palpitar bajo esa nieve Tu noble pecho maternal, Natura Y el sol palpita enamorado y bebe El llanto postrimer de tu amargura.
apóstol del derecho, Tu sangre es lluvia de fecundo riego, y el postrimer aliento de tu pecho, que era a la fe de tu creencia estrecho, será más tarde un vendaval de fuego.
Marchan todos en silencio, y en todos el sobrescrito de gran duelo y gran tristeza se ve de ballesta a tiro. Se dijera ser la escolta, no de un caballero vivo, sí de un caballero muerto que iba al postrimer asilo.
El sol resplandeciente apareció a sus ojos como un globo de oro. Lanzó un postrimer suspiro y su corazón se rompió y para siempre se cerraron sus ojos.
Juntas morir nos otorgó el destino y tú mismo al cortar mi Pasionaria cumpliste mi recóndita plegaria. Recibe pues, mi postrimer adiós.
Óyela tú, que brota solitaria Para ti, en tu pacífico retiro, Como amorosa y lánguida plegaria, Como amistoso y postrimer suspiro.