platónico

(redireccionado de platónica)
También se encuentra en: Sinónimos.

platónico, a

(De Platón, filósofo griego.)
1. adj. FILOSOFÍA De este filósofo griego o del platonismo.
2. FILOSOFÍA Que profesa el platonismo.
3. SICOLOGÍA Se aplica al sentimiento que no se manifiesta en actos sino sólo de manera ideal su amor es meramente platónico .

platónico, -ca

 
adj.-s. filos. Que sigue la escuela o filosofía de Platón.
adj. Relativo a esta escuela o filosofía.
Desinteresado, honesto, meramente ideal.

platónico, -ca

(pla'toniko, -ka)
abreviación
1. filosofía que está relacionado con la doctrina de Platón la escuela platónica
2. persona que sigue esta doctrina un filósofo platónico
3. sentimiento que es imposible que tenga consecuencias reales por ser muy idealizado y puro un amor platónico
Sinónimos

platónico

, platónica
Traducciones

platónico

platonico

platónico

platonischen

platónico

Platonische

platónico

柏拉图

platónico

柏拉圖

platónico

אפלטונית

platónico

ADJplatonic
Ejemplos ?
La idea platónica del Verbo, casi prevista por los indios y formulada en la Academia, a la sombra de los plátanos del Pireo, al chirrido de las cigarras áticas, halla todavía altares en nuestro corazón y en nuestra Iglesia.
Inofensivo deporte, desahogo de la soñadora juventud. ¿Qué cosa más platónica? En San Juvencio no se entra; de San Juvencio no se sale.
El temor a la absorción yanqui, explotado por la Dictadura y explotado por ciertos elementos de la oposición platónica y del apostolado transante, han hecho al pueblo mexicano olvidar en parte el peligro real en que lo han precipitado los traficantes del Gobierno.
Es cierto que su ayuda era algo platónica, y cuando, viendo al patrón con una herramienta cualquiera en la mano, se le acercaba, diciendo: «Preste, patrón», y se la quitaba con gesto resoluto -como si fuera deshonra para él dejar un momento que el patrón se cansara en trabajar, en su presencia-, era generalmente puro ademán; ¡pero lo hacía tan bien y con tanta sinceridad aparente!
Y no olvides jamás, patria adorada, Que fueron, como tú, de mercaderes Cuna y albergue Rodas y Florencia; Recuerda que el Magnífico Lorenzo No fue educado en el feudal castillo Que alzó el señor germano entre las ruinas De la inmortal, helénica cultura, Sino en la abierta, florentina lonja; Y de aquel mercader so el regio manto Medró la ciencia, sublimose el arte; La lámpara platónica encendida Tornó a brillar en manos de Ficino Y del latín en las marchitas frases El alma juvenil de Policiano Supo infundir calor y nueva vida.
Pero también se produce otra transformación menos visible, la metamorfosis de la filosofía platónica en algo que intenta ir más allá, buscando otros caminos.
Y así como tan sólo por la crítica de arte, y mediante la cual podemos sumergirnos en la teoría platónica de las ideas, tan sólo mediante la crítica de arte, y gracias a ella, llegamos a entender el sistema de los opósitores de Hegel.
Guiado por el humano sentido de la paz y la salud, expresó, cual condensación de su doctrina, lo más hondo de la verdad platónica en palabras eternas: « Consiste la perfección de las cosas en que cada uno de nosotros sea un mundo perfecto, para que por esta manera, estando todos en mí y yo en todos los otros, y teniendo yo su ser de todos ellos y todos y cada uno dellos el ser mío, se abrace y eslabone toda aquesta máquina del universo, y se reduzca á unidad la muchedumbre de sus diferencias, y quedando no mezcladas se mezclen, y permaneciendo muchas no lo sean: y para que extendiéndose y como desplegándose delante los ojos la variedad y diversidad, venza y reine y ponga su silla la unidad sobre todo.
En el tiempo que nos toma mover el pie para dar el segundo paso, el agua ha continuado corriendo hacia delante, las orillas han cambiado un poco, y el río ya no es el mismo. Esta interpretación platónica suele ser considerada tendenciosa para poder argumentar sus ideas.
Wagner, en este momento, se había trasladado a una casita construida en terrenos de la villa de Wesendonck, donde, durante su trabajo en Tristán e Isolda, se implicó apasionadamente con Mathilde Wesendonck. No se sabe si esta relación permaneció platónica o no.
Sobrepasada de este modo la doctrina de los pitagóricos y su mística de los números, se abrió paso la concepción platónica de las matemáticas y la doctrina de las ideas.
Pero, sin ningún género de dudas, el mayor matemático de la antigüedad fue Arquímedes: el cálculo de π por aproximaciones sucesivas, la determinación de los volúmenes del cilindro y la esfera, la cuadratura del segmento de parábola, el empleo de los momentos estáticos y de los centros de gravedad abrieron, de hecho, el camino a la mecánica y al cálculo integral. El método de Arquímedes se separa de la doctrina platónica.