perverso

(redireccionado de perversas)
También se encuentra en: Sinónimos.

perverso, a

1. adj./ s. Que se comporta con maldad y disfruta con ello el asesino era un loco perverso. depravado
2. adj. Que se hace con maldad acción perversa .

perverso -sa

 
adj.-s. Muy malo, depravado en las costumbres u obligaciones de su estado.
Que indica perversidad.

perverso, -sa

(peɾ'βeɾso, -sa)
abreviación
1. que tiene o actúa con maldad intencionada una mentira perversa
2. que corrompe las costumbres o el orden de las cosas una ideología perversa
Sinónimos

perverso

, perversa
adjetivo
malo*, malvado, maligno, diabólico, mefistofélico, protervo, corrupto, depravado, infame, maldito*.
Mefistofélico se aplica al que obra con mucha astucia y malicia
Traducciones

perverso

bad, perverse

perverso

pervers

perverso

perverso

perverso

kieroutunut

perverso

ADJ (= depravado) → depraved; (= malvado) → wicked
Ejemplos ?
Se arrepentía como de un crimen, de su virtud pasada, y lo que aún le quedaba se derrumbaba bajo los golpes furiosos de su orgullo. Se deleitaba en todas las perversas ironías del adulterio triunfante.
Entonces les dice Jesús: «Todavía no ha llegado mi tiempo, en cambio vuestro tiempo siempre está a mano. 7. El mundo no puede odiaros; a mí sí me aborrece, porque doy testimonio de que sus obras son perversas. 8.
y también que de entre vosotros mismos se levantarán hombres que hablarán cosas perversas, para arrastrar a los discípulos detrás de sí.
Señoras y señores, Quiero felicitar al Club de Madrid por la convocatoria de esta Cumbre que estoy convencido, será recordada como expresión de la solidaridad con las víctimas del terror, por el refuerzo de nuestro compromiso con la defensa de la libertad y la Ley, así como por la unidad y firmeza mostradas frente al terrorismo; frente a todos los terrorismos, porque para ninguno de ellos caben excusas perversas, impunidad o refugio de clase alguna.
Pero hagamos esto sin daño de los estudios sagrados, lo cual avisa nuestro mismo predecesor, continuando con estas gravísimas palabras(27): «La causa de los cuales errores, quien diligentemente la investigare, hallará que consiste principalmente en que en estos nuestros tiempos, cuanto mayor es el fervor con que se cultivan las ciencias naturales, tanto más han decaído las disciplinas más graves y elevadas, de las que algunas casi yacen olvidadas de los hombres; otras se tratan con negligencia y superficialmente y (cosa verdaderamente indigna) empañando el esplendor de su primera dignidad, se vician con doctrinas perversas y con las más audaces opiniones».
Nos ha movido a referir esto el observar que sus propios autores no dudaron en decir y escribir, que muchos años antes de las guerras civiles se había perdido la República romana con las perversas costumbres de sus ciudadanos, y que no había quedado sombra de República antes de la venida de nuestro Señor Jesucristo; cuya perdición no imputan a sus dioses los que atribuyen a Cristo, los males transitorios y temporales con que los buenos, ya vivan, o ya mueran, no pueden perecer.
De la hidromancia con que anduvo engañado Numa, viendo algunas imágenes de los demonios PROEMIO Si pareciere que soy algo más exacto y prolijo en procurar arrancar y extirpar las perversas y envejecidas opiniones contrarias a la verdadera religión...
Ya veo que si vosotros, engañados insurgentes, quereis seguir en las perversas máximas de la insurrección, mis reatos se aumentarán, y los daños, no solo para la América sino para vosotros, no tendrán fin.
Cumplo con un deber al hacer del dominio público, que, consciente de mi responsabilidad como jefe del Poder Ejecutivo de la Nación, jamás he aconsejado divisiones que no se me oculta serían de funestas consecuencias, y que, por el contrario, todos mis amigos y correligionarios siempre han escuchado de mis labios palabras de serenidad, a pesar de que determinados elementos políticos del mismo grupo revolucionario (dolidos seguramente porque no obtuvieron posiciones que deseaban en el nuevo gobierno) se han dedicado con toda saña y sin ocultar sus perversas intenciones...
Hasta allí me dirigí para poder pedir un poco de alimento a la posible gente que habitara ese lugar y que esperaba no fueran perversas.
Qué voz tan dispersa en mi ruta de ansias. Qué locas vagancias, mis letras perversas. 12 A dónde está la voz que yo tenía arrumbada en mis labios de poeta; acaso se pasea entre los residuos de aquello que no quiso ser poema.
Que jamás cuidaron los dioses de los romanos de que no se estragase y perdiese la República por las malas costumbres Por lo que se refiere a la presente cuestión, por más famosa que digan fue, o es, la República, según el sentir de sus más clásicos autores, ya mucho antes de la venida de Cristo se había hecho mala y disoluta, o por mejor decir, no era ya tal República, y había perecido del todo con sus perversas costumbres...