perseguidor

perseguidor, a

1. adj./ s. Que persigue. persecutor
2. Que molesta, fatiga o hace sufrir a una persona.

perseguidor, -ra

 
adj.-s. Que persigue.

perseguidor, -ra

(peɾseγi'ðoɾ, -ɾa)
abreviación
persona que sigue a otra Su novio era celoso y perseguidor.

perseguidor, -ra


sustantivo masculino-femenino
persona que sigue a otra el perseguidor de los ladrones
Traducciones

perseguidor

chaser

perseguidor

SM/F
1. (gen) → pursuer
2. (Rel, Pol) → persecutor
Ejemplos ?
6 Fuése de la hija de Sión toda su hermosura: Sus príncipes fueron como ciervos que no hallan pasto, Y anduvieron sin fortaleza delante del perseguidor.
Satel•lio Quadrado, un perseguidor de los ricos necios y, ya no hace falta decirlo, adulador, y, esto que va junto con estas cosas, también “arrocero”, lo persuadió para procurarse gramáticos compiladores de palabras.
Este hecho indiscutido, esta sensación que hace que el perseguido sienta aun en los momentos del tormento la infinita superioridad que lo distingue de su perseguidor; esa sensación de estar luchando por la buena causa que hizo exclamar a Giordano Bruno al ser condenado a la hoguera: “Estoy más tranquilo en este banquillo que Uds.
El soberbio tirano del Oriente, que maciza las torres de cien codos del cándido metal puro y luciente, apenas puede ya comprar los modos del pecar; la virtud es más barata, ella consigo misma ruega a todos. ¡Mísero aquel que corre y se dilata por cuantos son los climas y los mares, perseguidor del oro y de la plata!
Péres de León, el Juez de las consignas liberticidas, que tanto se ha distinguido como vil perseguidor de los que marca el rojo índice del Díazpotismo, es quien cierra, con el lujo bárbaro de la incomunicación, el calabozo de la mujer de Paulino Martínez y clausura y decomisa la imprenta de La Voz de Juárez, cuyo propietario es uno de los más ardientes defensores de la paz y el orden actuales, pero que en algún modo se ha visto mezclado en la agitación sufragista que nació de la entrevista Creelman, y que ha llegado a molestar al que quiso dejarla hacer su epifanía.
Santana Rodríguez es un hombre valiente, honrado y valeroso a quien los despojos y los ultrajes de ias autoridades obligaron a levantarse en armas; un hombre que avergüenza con su virilidad indomable a los degenerados como su infeliz perseguidor, enfermo ahora de miedos y fatigas policíacas.
Fui circuncidado al octavo día; pertenezco al linaje de Israel, a la tribu de Benjamín; soy hebreo e hijo de hebreos; en cuanto a la Ley, fariseo; en cuanto al celo, perseguidor de la iglesia; en cuanto a la justicia que proporciona la Ley, intachable.
En los tiempos prehistóricos, cuando el hombre salvaje, fiera semi-rracional, había de contentarse con grandes cantidades de alimentos vegetales, y perseguido sin cesar por otras bestias superiores, o perseguidor a su vez de las bestias inferiores, sentía la necesidad de mantener en su organismo durante largas horas los nauseabundos desperdicios de la alimentación, el intestino grueso le prestó un gran servicio desarrollándose como un órgano de indispensable necesidad.
Al otro, desde el momento en que Milagros puso el pie en la calle, vio a su perseguidor, sonriente, y vestido con más esmero y pulcritud que la víspera.
La agarró con una mano tratando de asegurarla, pero todo fue en vano. Tuvo tiempo de agarrarse al cuello de Pólvora, la silla cayó a tierra y oyó cómo el caballo de su perseguidor la pisoteaba.
Parece que abrigara el alma humana Tipos de toda perfección, los cuales En infalible idealidad modelan Los breves elementos que reciben; Mientras que, si tentamos coronarlo Con nuestros medios materiales, todo De los sentidos la torpeza acusa. Pero ese afán perseguidor envuelve La mejor Iucha de la vida, y llenos Siglos y tierra están de sus conquistas.
La del primero era fuga, la del otro seguimiento, y víase bien su intento en su tenaz rapidez. Desarmado el de delante y la faz desencajada; en la derecha la espada, ya cerca el perseguidor.