orquídea

orquídea

(Del gr. orkhidion.)
1. s. f. BOTÁNICA Denominación común de las plantas orquidáceas.
2. BOTÁNICA Flor de una planta orquidácea, caracterizada por sus colores y sus formas vistosas, con un pétalo que se desarrolla más que los otros y muy apreciada como ornamento.

orquídea

 
f. bot. Nombre genérico de todas las especies de la familia orquidáceas.
Traducciones

orquídea

orchid, orchis

orquídea

orchis, orchidée

orquídea

orquídea

orquídea

orchidea

orquídea

orchidej

orquídea

orkidé

orquídea

Orchidee

orquídea

orkidea

orquídea

orhideja

orquídea

ラン

orquídea

난초

orquídea

orchidee

orquídea

orkidé

orquídea

storczyk

orquídea

orkidé

orquídea

ต้นกล้วยไม้

orquídea

orkide

orquídea

cây phong lan

orquídea

兰花

orquídea

SForchid
Ejemplos ?
No me dé usted el racimo, sino el licor; no la tez virginal y lavada en agua pura, sino la que ha curtido e impregnado el amor y adobado la perfumería; no el bloque de mármol, sino la estatua de Capeaux; no la rosa rústica de los setos, sino la orquídea monstruosa criada en estufa; no el animal viviente, sino la sierpe de esmalte y pedrería o el pájaro que canta por mecanismo.
El pequeño tuerto me saludó lo mismo que su amo, y el primo Guillermo continuó: -A ti puedo confiarme -miró en derredor, cautelosamente-. Este prodigioso niño, llamado Agib, ha descubierto la orquídea negra.
El afamado barrista Kendall, el hombre de goma; el célebre domador Mister Gladys; la bellísima amazona Miss Blutner con su caballo blanco, el caballo matemático; el graciosísimo payaso "Confitito", rey de los payasos del Pacífico, y su mono; y el extraordinario y emocionante espectáculo "El Vuelo de los Cóndores", ejecutado por la pequeñísima artista Miss Orquídea.
Me dio una corazonada. La niña no podía ser otra... Miss Orquídea. ¿Y esa niña frágil y delicada iba a realizar aquel prodigio? Celebraron alborozados mis hermanos el circo; y yo, pensando, me fui al jardín, después a la Escuela, y aquella tarde no atravesé palabra con ninguno de mis camaradas.
Montaba el tercero Miss Orquídea, la bellísima criatura, que sonreía tristemente; enseguida el mono, muy engalanado, caballero en un asno pequeño, y luego "Confitito", rodeado de muchedumbre de chiquillos que palmoteaban a su lado llevando el compás de la música.
-interviene yo, que a mi pesar comenzaba a sentirme interesado en la aventura. -Contrataré a dos indígenas, cargaremos el tronco en una angarilla y traeremos la orquídea aquí.
Llegaron al centro de la pista y saludaron a todas partes con una actitud uniforme, graciosa y peculiar; en el centro, Miss Orquídea con su admirable cuerpecito, vestido de punto, con zapatillas rojas, sonreía.
El primo Guillermo desgarró la orquídea de su tronco, y con la misma desesperación de quien devora sus propias entrañas comenzó a morder y tragarse el suntuoso tejido de la flor.
Guillermo Emilio vio esa sombra, y con infinita melancolía se dirigió a la angarilla donde la orquídea negra dejaba caer su picudo cáliz de terciopelo y oro.
Aquel viernes, a las diez de la mañana estábamos a un paso de la orquídea negra. Ismaíl nos había guiado hasta un pequeño sendero rayado de troncos podridos de ravanales y acacias.
Salté hacia la orquídea, y allí, arriba del murallón, vi al niño musulmán con la cara cruzada por un látigo de aceite negro; de pronto este látigo de aceite negro cruzó el espacio, y ya no le vimos más.
Pero ya no daban el Vuelo de los Cóndores. Los artistas habían querido explotar la piedad del público haciendo palpable la ausencia de Miss Orquídea.