obcecado


También se encuentra en: Sinónimos.
Sinónimos

obcecado

, obcecada
p. p.
Traducciones

obcecado

ADJ (= ofuscado) → blind, mentally blinded; (= terco) → obstinate, stubborn, obdurate (frm); (= trastornado) → disturbed
Ejemplos ?
Así se evitaría la de otra suerte inevitable chamusquina, que deploraban todos, por el entrañable cariño que profesaban al obcecado y simpático delincuente.
Con risa infernal escucha y burladora arrogancia, las justas reconvenciones el obcecado monarca, cuando de Borbón el duque, gran condestable de Francia, del venerable legado reproduce las demandas, y con muy cristiano celo y la autoridad y pausa propia de su cuna ilustre, propia de sus nobles canas, mas con todo el miramiento a la debida distancia, que entre rey y entre vasallo Dios mismo establece y marca, le repite las razones que de pronunciar acaba el digno representante de la ofendida tiara, insistiendo en que recuerde que los tratados quebranta, que firmó solemnemente en Perpiñán con España.
La única cuestión que ahora parecía turbarle era có­mo llevaría a cabo su obra, pues no era tan obcecado que negase el hecho de que el crimen, como las religiones pa­ganas, exige una víctima y un sacerdote.
Durante un instante me quedé inmóvil; luego, obcecado por ese frenesí que violentaba toda mi vida hacia la ejecución de la "idea", le respondí: –Y a vos, Rigoletto, ¿qué se te importa?
Doquiera le mantiene arrebatado honda meditación que le divierte por el gran laberinto en que, obcecado, razones busca a la insensata suerte; y el mundano doquier cura engañado de que en su arrobo el justo no despierte y la sagrada inspiración no acuda; mas el sabio no adora, sino duda.
¿Cuándo más grande, alma terca, será el puñado que el puño, ni el cercado que la cerca, ni el tornillo que la tuerca, ni la moneda que el cuño? En vano será que gires del uno al otro confín y que obcecado delires: por donde quiera que mires no has de hallar a Dios el fin.
-Aquél vive por vivir, muere por morir, ignora todo, o más bien sabe todo pues que sabe ser feliz- y pasa su vida sano, robusto y satisfecho, mientras éste, obcecado de dudas, de pesares y de dolencias, arrastra una vida fatigosa y sin prestigios, buscando el fantasma de la verdad y alejándose del camino de la felicidad hasta que lo sorprende en sus sueños la muerte, y devora todas sus esperanzas.
Aquí me tienes a mí, que, aunque enfermo, yo mismo voy pastoreando mis cabras, y ahí va una, ¡oh Títiro!, que apenas puedo arrastrar, porque ha poco parió entre unos densos avellanos dos cabritillos, esperanza, ¡ay!, del rebaño, los cuales dejó abandonados en una desnuda peña. A no estar obcecado mi espíritu, muchas veces hubiera previsto esta desgracia al ver los robles heridos del rayo .
Respondió con dignidad: -Un humilde babuchero no puede manchar con sangre las esteras de su tienda. El joven encendió otro cigarrillo, y continuó, obcecado: -Por culpa de Rahutia, mi hermano ha muerto.
De otro modo, revolucionarias Excelencias, y si aún insiste Castelar en llamarse, a mis verjas, pariente de los que ellas y yo guardamos, y el pueblo, obcecado en que por el camino que aquél le muestra se llega a la gloria de Daoíz y Velarde, no respondo de no desplomarme un día sobre las masas congregadas en rededor de mí y mucho menos de no descalabrar a media docena de ciudadanos libres.
Luego recordó que la flor le había dicho: -La presunción nos hace suponer con fuerzas superiores a las que realmente tenemos y nos empuja, después de habernos obcecado, a arrostrar peligros en los cuales perecemos.
Y tan obcecado es el mayorazgo en su saber, y tal es su pedantería, que, ingresado ya el primogénito del tío Jeromo en el Seminario, varias veces ha querido renunciar a las vacaciones por no hallarse cara a cara con el vecino, que le asedia con latinajos arrevesaos, como dice el estudiante.