miente

miente

1. s. m. Pensamiento, facultad de pensar.
2. caer en mientes coloquial Venir a la imaginación creo que sé quién es pero ahora no caigo en mientes.
3. parar o poner mientes en una cosa coloquial Considerarlo, meditarlo y recapacitar sobre ello no puso mientes en las consecuencias de sus actos.
4. venírsele a una persona una cosa a las mientes coloquial Ocurrírsele, pensar en ello de repente le vino a las mientes gastarle una broma y así lo hizo.

miente

 
f. ant.Pensamiento, en las frases: caer en las mientes o en mientes, imaginarse una cosa.
Parar o poner mientes en una cosa. Considerarla, meditar sobre ella.
Ejemplos ?
(Antoinette Bon, Revue des Traditions populaires, t. II) = La madre Miente (Marie) del pueblo de Maisse, era tan avara, tan avara, que habría cortado un huevo.
Esto que narro, vi yo mismo en parte, n parte oí de quien se halló presente, igo, del rey, que del lugar no parte asta que en risa el llanto volver siente; si otro cuento oís y de otra arte, ecidle al que haga tal, que inventa y miente.» l huesped con un cuento tan prolijo a causa de la fiesta a Grifón dijo.
E hincando en tierra las dos Rodillas, con voz doliente Esclamó: «¡juro que miente Y apelo al juicio de Dios!» (39) Reinó un silencio solemne En la atenta muchedumbre; Y el juez segun la costumbre, «Si estaba firme y perenne «Y confiaba en su causa.» La preguntó á la princesa, Cuya voluntad espresa, Siguióse otra breve pausa.
Parece que si un tipo es coherente, parece que es mejor que ser traidor. Parece que si un tipo no miente, tiene una vida más feliz que el que miente.
No braméis... Ahora os habréis convencido de que el tío Carmelo no miente nunca. ¿Pues y las que se morían antes de casarse y traían la palma así, muy cogidita, y sus novios ni se atrevieran a tocarles a la pelusa de la ropa?
-También tenemos acá pandero, sor Chiquiznaque -replicó el Repolido-, y también, si fuere menester, sabremos tocar los cascabeles, y ya he dicho que el que se huelga, miente; y quien otra cosa pensare, sígame, que con un palmo de espada menos hará el hombre que sea lo dicho dicho.
A lo que el padre Matos contestó: -Pues fable la real verdad del Real Acuerdo, que menos lo respeta quien miente que quien arguye la falsedad.
¿Por qué me entretienes en aquello que tú mismo denominas falacia, sobre la que se han escrito tantos libros? Aquí tienes toda la vida que me miente: desenmascáralas, y si tan sutil eres, redúcela a la verdad.
Mas duplicada la Fortuna encuentro; pues cuanto tú no atiendes, me procura: mandó mi hermano, con el cual me encuentro, y hace que marche de mi honor segura; y ahora me trae a tu feliz encuentro que más estimo que cualquier ventura; y lo hace a tiempo, que si tarda creo que habría al poco muerto del deseo.» Y así siguió (pues era cuando miente más astuta que el zorro más avieso) a dar su queja tan astutamente, que echó en Grifón de toda culpa el peso.
Usted se adorna diciendo que sus tropas están actuando sin maltratar a la población, sin producir choques con nuestras tropas zapatistas, miente otra vez señor Zedillo, nosotros los indígenas, estamos viviendo la presión de los soldados, nos están bombardeando y ametrallando, están matando de hambre a nuestros niños al no poder estar en nuestros hogares para prepararles la poca alimentación que nos queda.
Balbuce fria y delira Si la tortura mi mente; Cuando rie solo miente; Como miente su lamento: Y es que en mi triste aislamiento Mi alma ni goza ni siente.
"Mujer, ¡piensa lo que dices……!" "Digo que miente, juró." "¿Tienes testigos?" "Ninguno." "Capitán, idos con Dios, y dispensad que acusado dudara de vuestro honor." Tornó Martínez la espalda, con brusca satisfacción, e Inés, que le vio partirse; resuelta y firme gritó: "Llamadle, tengo un testigo; llamadle otra vez, señor." Volvió el capitán don Diego, sentóse Ruiz de Alarcón, la multitud aquietóse y la de Vargas siguió: "Tengo un testigo a quien nunca faltó verdad ni razón." "¿Quién?" "Un hombre que de lejos nuestras palabras oyó, mirándonos desde arriba." "¿Estaba en algún balcón?" "No, que estaba en un suplicio donde ha tiempo que expiró." "¿Luego es muerto?" "No, que vive," "Estáis loca, ¡vive Dios!