malla


También se encuentra en: Sinónimos.

malla

(Del fr. maille < lat. macula, malla de red.)
1. s. f. Cada uno de los cuadriláteros que, trenzados de forma especial, forman el tejido de la red es una red de malla ancha.
2. TEXTIL Tejido semejante al de la red.
3. TEXTIL Tejido de pequeños anillos o eslabones de metal, que se usa para hacer bolsas, portamonedas u otros objetos.
4. TEXTIL Cada una de las anillas del tejido de punto.
5. INDUMENTARIA Y MODA Prenda de punto muy fino, elástica y ajustada al cuerpo, que se usa para ballet, gimnasia y otros deportes la gimnasta llevaba la malla del equipo nacional.
6. ESTADÍSTICA Cuadro rectangular de doble entrada, que permite comparar las variaciones de un fenómeno durante períodos de tiempo distintos.
7. HERÁLDICA Pieza cuadrada parecida al fuso, que tiene un espacio vacío de su misma figura.
8. ELECTRICIDAD Circuito cerrado formado por varios conductores que unen los nudos de una red.
9. Argent., Perú, Urug. INDUMENTARIA Y MODA Bañador, traje de baño.
10. Chile BOTÁNICA Clase de patata de tubérculo muy pequeño.
11. malla cristalina MINERALOGÍA Paralelepípedo formado sobre los tres vectores que expresan la periodicidad tridimensional de una red cristalina.

malla

 
f. Cada uno de los cuadriláteros que constituyen el tejido de la red.
Tejido de pequeños eslabones o anillos de metal enlazados entre sí.
Cada uno de los anillos de que se forma este tejido.
Tejido semejante al de malla.
electr. Cualquier circuito parcial en una red o circuito eléctrico con conductores ramificados, que puede ser recorrido, volviendo al punto de partida, sin pasar más de una vez por dicho punto. (V. Kirchhoff.)

malla

('maʎa)
sustantivo femenino
1. estructura flexible y fina formada por una red de cuerdas, hilos u otras fibras Llevaba medias de malla negras.
2. tejido formado por anillos metálicos entrecruzados la malla de un caballero medieval
3. prenda deportiva muy ajustada al cuerpo que usan bailarines y atletas una malla rosa
4. prenda para bañarse Esa malla te queda grande.
Sinónimos

malla

sustantivo femenino
red.
Traducciones

malla

trikot

malla

trikot

malla

voimistelupuku

malla

baletni triko

malla

レオタード

malla

레오타드

malla

trykot

malla

gymnastikdräkt

malla

เสื้อชุดติดกันแนบเนื้อ

malla

leotard

malla

quần áo nịt

malla

SF
1. [de red] → mesh; (= red) → network
hacer mallato knit
medias de mallafishnet stockings
malla de alambrewire mesh, wire netting
2. (para ballet, gimnasia) → leotard mallas (= leotardos) → tights pl, pantyhose (EEUU); (sin pie) → leggings
3. (LAm) (tb malla de baño) → swimming costume, swimsuit
4. (Dep) las mallasthe net sing
dio con el balón en el fondo de las mallashe placed the ball into the back of the net
5. (Hist) → chain mail
V tb cota 1

malla

f (surg) mesh
Ejemplos ?
Sabed que de entre aquel pueblo asesino que fuera de la puerta os hizo asalto, muchos sus hijos son, todos secuaces, como ella, impíos, fieros, y rapaces.» A lo cual respondió: «No una batalla, hiciera por vosotras sino ciento: de cuanta fuerza en mí o virtud se halla, valeos como sirva a vuestro intento; que visto yo con armadura y malla no por ganar para mi hacienda aumento, mas por satisfacción de las querellas, y más si son de damas así bellas.» Ambas la oferta aquella agradecieron digna de un caballero, como él era, y hablando de este modo al fin vinieron al puente que da paso a la ribera; donde aquella criatura altiva vieron vestir una armadura de oro entera.
Va este, del hechizo conminado, donde moro y francés aún traban juego (que no era distracción sin duda blanda), y audaz, entre los dos, así demanda: «Declare uno después, por cortesía, el otro muerto ya, qué premio halla, qué bien, qué galardón vuestra porfía, después que se concluya la batalla; si el conde Orlando, sin usar tal vía y sin siquiera haber roto una malla, aquella dama hacia París conduce que a esta lucha inútil os reduce.
Forja en el fuego que en sus ojos prende la fecha de oro y en el río la moja, que entre la rosa y el jazmín desciende; y, ya templada, al mozo se la arroja, al cual contra el metal ni arnés defiende, ni cubre malla, ni coraza enoja; y, mientras mira el gesto con aplomo, siente su pecho herir sin saber cómo.
El oro ya no 'dora la estrechada frente de los tontos.' Los dones de la persona, mente y disposición; belleza, ingenio, elocuencia, bondad, generosidad, simpatía, valentía, es seguro que serán transmitidos a la posteridad. Cada generación es tamizada a través de una pequeña malla más final que la anterior.
35) Habrá patrones de medida para el vino, la cerveza y el grano (el cuarto londinense) en todo el Reino, y habrá también un patrón para la anchura de las telas teñidas, el pardillo y la cota de malla, concretamente dos varas entre las orlas.
Infracción de la superestructura: Si el balón establece contacto con cualquier parte de la estructura del edificio (incluye el techo, red, malla ciclónica, etc.), o del tablero de resultados colocado encima del terreno de juego, el balón esta fuera de juego.
Cumplido manto la emboza, Y aunque impedirlo procura La malla y los acicates Por debajo le relumbran, Y á cada paso se siente El crujir de la armadura, Cuyas piezas al moverse Se separan y se juntan.
He tenido el placer de ver en esta playa mil y ochocientos hombres de las milicias de Cauquenes, perfectamente armados de lanza, sable, morrión y cota de malla, sin que se haya visto uno de figura despreciable, y todos manifiestan en su semblante el valor y el entusiasmo por las glorias de la Patria.
Don Pedro se desemboza y: «Vamos ya», dice ronco, y al instante uno de aquéllos, con una mano de plomo, que una manopla vestía de dura malla, brioso ase el regio brazo y dice: «Esperad, que será poco.» Al mismo tiempo a Sanabria por detrás sujetan otros, arráncanle de improviso la espada, y cúbrenle su rostro.
XXI Seguiré tus huellas de la triste figura caballero y en mi locura, propulsión de tus locuras, destruiré los ejércitos del miedo con mi lanza de sueños recobrados a fuerza de corazas escuderas, de estribos voladores sobre lásser de sables aeromóviles ligeros y cotas de malla aluminada.
Antes creo yo, que al encontrar tal monte del pie al cabello temblarás delante; y ya no querrás yelmo ni batalla, sino entregar de grado espada y malla.» El henchido español dijo: «Ya han sido tantas las veces que rendílo fiero que otras tantas quitarle habría podido no sólo el yelmo, sino arnés y acero; mas sucede a menudo haber venido luego intención que se ignoró primero: no lo ansié entonces, mas espero que esto de nuevo vuelva a sucederme presto.» No pudo sufrir más el cuento Orlando y gritó: «Oh falso y baladrón marrano, ¿en que país pasó tal cosa, y cuándo me pudo en armas superar tu mano?
Cuatrocientos jinetes, todos con aljabas, arcos y flechas, vestidos de malla y cubierta la cabeza con sendos capacetes de bronce, nielado de refulgentes colores, me seguían y me daban mayor autoridad y decoro.