j

j

s. f. LINGÜÍSTICA Décima letra del alfabeto español y séptima de sus consonante.

j

 
f. Jota, undécima letra del abecedario español y octava de sus consonantes.
fon. Sonido velar fricativo sordo que se transcribe fonéticamente [x].

J

 
metrol. Símbolo del julio.
Traducciones

J

j [ˈxota] SF (= letra) → J, j
Ejemplos ?
Hecho en Buenos Aires el día dos de febrero en el año de nuestro Señor mil ochocientos veinte y cinco. Manuel J. García (L.S.) Woodbine Parish (L.S.)
Solo formalicé disposición testamentos en 1806 a favor de mi hermana Javiera; ésta y cualquiera otra que pareciera anterior a la presente las doy por nulas, y, en caso necesario, las revoco para que fe judicial ni extrajudicialmente excepto este testamento o se tenga por tal, se cumpla en todas sus partes como mi última voluntad o en la forma que más haya lugar en derecho. Montevideo, 25 de Junio de 1819. J.
ANIVERSARIO LUCTUOSO DEL GENERAL MANUEL AVILA CAMACHO El C. J. Jesús González Gortázar: -Señor Presidente, pido la palabra. El C. Presidente: -¿Con qué objeto, señor diputado?
Dr. Manuel J. García, Ministro Secretario en los departamentos de Gobierno, Hacienda y Relaciones Exteriores del Ejecutivo Nacional de las dichas Provincias.
AX. LINDBLOM Por la burguesía J. WEGELIN Por los campesinos LARS OLSSON Todo lo cual Nos no solo aceptamos para NOSOTROS MISMOS como Ley Fundamental vigente, sino que tambien ordenamos de modo directo y soberano a todos cuantos esten unidos a Nos en lealtad, fidelidad y obediencia, a NUESTROS sucesores y al Reino entero, que se conozca, observe, siga y obedezca la presente Ley de Sucesión.
1, CH. 61, 71 81, 91, SECC. F, CIRC. VII, CH. 1, 11, 21, 31, 107, 108, 71, / 110, SECC. J CIRC. VII, CH. 1, 11, 21, PARC. 7 CH. 38, SECC.M, CIRC.
El lenguaje integral. Aique Grupo Editor. Buenos Aires, 1995. Greimas, A. J. La semiótica del texto. Ediciones Paidós. Barcelona, 1993.
44.Las Provincias son competentes en las materias siguientes: a) Organización y gestión de los servicios públicos provinciales; b)funcionarios de la Provincia; c)servicios de policía local; d)establecimientos docentes dentro de la planificación estatal de la enseñanza; e)bibliotecas, museos e instituciones análogas, campañas de extensión cultural y espectáculos recreativos; f)actividades y establecimientos deportivos; g)creación, mantenimiento y dirección de establecimientos sanitarios dentro de la planificación estatal de la sanidad; h)instituciones benéficas; i)dominio público provincial; j)aguas públicas y obras hidráulicas...
En seguida y en el espacioso patio del Palacio, se cantó por toda la juventud de los Colegios y escuelas de esta capital el hermoso himno patriótico compuesto por los señores D. Juan J.
A su largo (me agarras ¡Jo, jo, jo, jo!) como que las fachadas se descorren en medio de balcones y ventanas cayéndose de ropa húmeda y dejan ver portones derruidos de rucas vecindades entre anuncios de los más variados comercios que brindan sus productos a quienes pasan por ahí, como inocentes victimas de mis vecinos ratas. (¡Ji, j¡, ji, ji!) Digo, honorables comerciantes.
Ellos estudian más allá de lo que se quiere decir, no en balde para el mencionado Barthes, la Semiología se encontraba “aún a la búsqueda de sí misma”. Otro semiólogo de la comunicación, Luis J.
En general, el magisterio no alcanzaba a vislumbrar que los métodos de marcha sintética eran impuestos por el maestro o maestra a partir de un libro de texto que llevaba una secuencia de letras y que según ellos, era lo más sencillo para niños y niñas: las vocales de la “a” a la “u”, pasando obviamente por el orden tradicional de “e”, “i” “o”; luego las consonantes sin problemas de transcripción: m, p, t, l, b, s, n, f, etc.; después las letras “dificultosas”; “g”, “j”, “h”, “ll”..., con los naturales enredillos de niños y niñas y al final las combinatorias consonánticas.