ingrato


También se encuentra en: Sinónimos.

ingrato, a

1. adj. Que olvida o desprecia los beneficios recibidos ha sido muy ingrato con su amigo. desagradecido
2. Que es desagradable o áspero qué día tan ingrato, no para de llover. desabrido
3. Que no compensa el esfuerzo tiene un trabajo muy ingrato. insatisfactorio

ingrato, -ta

 
adj. Desagradecido.
Desabrido, desagradable.
Díc. de lo que no corresponde al trabajo que cuesta.

ingrato, -ta

(in'gɾato, -ta)
abreviación
1. persona que olvida o no reconoce un favor o beneficio recibido un amigo ingrato
2. cosa que es desagradable clima ingrato
3. satisfactorio que satisface poco en relación con el esfuerzo que requiere una oficio ingrato
Sinónimos

ingrato

, ingrata
adjetivo
1 desagradecido*, olvidadizo, desconocido. fiel.
Desconocido tiene significado de ingrato en los clásicos.
ingrato
2 desagradable, áspero, desabrido, desapacible.
Se dice de aquellos trabajos cuyo resultado no resulta proporcional al esfuerzo requerido.
Traducciones

ingrato

ingrat

ingrato

ingrato

ingrato

忘恩負義

ingrato

恩知らず

ingrato

배은망덕한

ingrato

/a
A. ADJ [persona] → ungrateful; [tarea] → thankless, unrewarding; [sabor] → unpleasant, disagreeable
¡ingrato!you're so ungrateful!
B. SM/Fungrateful person
¡eres un ingrato!you're so ungrateful!
Ejemplos ?
Poca gente, pero brava, que al marchar nos protegiera, sumisa mi voz espera escondida en la alcazaba. Con ellos entre el rebato del tumulto, partiré; con ellos negociaré que me venguen de un ingrato.
¿Cómo es posible que en las dulces palabras que me decías viniese mezclada la hiel de tus descortesías y desdenes? ¿Adónde estás, ingrato; adónde te fuiste, desconocido?
Asesino alevoso, ingrato a Dios y enemigo de los hombres, es el que, so pretexto de dirigir a las generaciones nuevas, les enseña un cúmulo aislado y absoluto de doctrinas, y les predica al oído, antes que la dulce plática de amor, el evangelio bárbaro del odio.
Si el niño ingrato el abnegado empeño de la madre infeliz olvida un día, ella, intranquila, velará su sueño, a Dios alzando su plegaria pía.
Si licet exemplis in magnis parvibus uti, los hombres de la situación están ofreciendo más de un punto de semejanza con aquellos impúberes, cuyo recuerdo, al conducirme hasta la época más gloriosa de mi vida profesoral, es un fresquísimo rocío que suaviza y estira las arrugas de mis años. No peco de ingrato.
Con el Tratado de Río, quedó delatada toda la obra de Arroyo del Río y de sus secuaces, dé ser un Gobierno ingrato a los intereses nacionales, porque seguramente en sus entrañas latía el germen de la peruanidad traicionera.
En cuanto al periódico, sea cualquiera la que la anime, no puede hacerle desconocer que al apagar en tu pecho la fe, al dejarte con tu pobreza y sin aquel consuelo que te la hacía llevadera y te impedía ser soberbio y rencoroso y blasfemo, hijo ingrato, padre desnaturalizado y mal ciudadano, puedes decirle: -Me arrancas la fe; pero ¿qué me das en cambio?
76 Si algún placer, para un hombre que recuerda sus buenas acciones previas, hay, cuando que él, considera, es bueno, y la santa lealtad no ha violado, ni en pacto alguno del numen de los divinos ha abusado para engañar a los hombres, muchos deparados te esperan, por largo tiempo, Catulo, de este ingrato amor, goces a ti.
(113) Mas doña Luz á solas Llorando sin consuelo Por su galán oculto Se aflige sin cesar, Y prematura muerte De hinojos pide al cielo Si acaso pudo ingrato Su corazon cambiar.
¿Qué necedad más delincuente que dejarse obligar de César con honras, beneficios y mercedes pretendidas, para culparse de ingrato y alevoso?
Mas si desvanecerle o perturbarle pudo, o darle el triunfo vértigos de olímpica embriaguez; si altivo con los unos, fué ingrato con los otros, y a algunos vió con ira, y a algunos con desdén, de la flaqueza humana no había nacido exento; y al ajustarle cuentas, en cuenta hay que tener que fueron sus proezas mayores que sus faltas, que en pro de España todas las hizo; que por él en la mitad del mundo se habla hoy en castellano (y la mitad del mundo no es una media nuez); y que cuando iba en busca del mundo americano, de aquél y de su flota como Almirante y juez, señor iba de todos y no sumiso a nadie y no iba para santo, sino para virrey; y en su gestión omnímoda, entonces como ahora, lealtad pedirle, bueno: mas santidad ¿por qué?
El, presumido, astuto, quiere de tu ignorancia sacar fruto y, en creerte salvaje, añade á la agresión mayor ultraje. Dile:— ¡Tirano ingrato!