indiviso

(redireccionado de indivisos)

indiviso, a

adj. Que no está dividido en partes la herencia permanece indivisa.

indiviso, -sa

 
adj. No dividido en partes.

indiviso, -sa

(indi'βiso, -sa)
abreviación
que no está separado en partes un capital indiviso
Traducciones

indiviso

undivided

indiviso

indiviso

indiviso

ADJundivided
Ejemplos ?
Sabrían que su alto engreimiento es minúsculo residuo de lo inmenso donde todo es más grande que la rabia de querer rellenar sus huecos indivisos de farsantes reyes con los retazos de sus carnes frías.
Por una parte, la propiedad común sobre la tierra le permite transformar directa y gradualmente la agricultura parcelaria e individualista en agricultura colectiva, y los campesinos rusos la practican ya en los prados indivisos; la configuración física del suelo ruso propicia el empleo de máquinas en vasta escala; la familiaridad del campesino con las relaciones de artel le facilita el tránsito del trabajo parcelario al cooperativo y, finalmente, la sociedad rusa, que ha vivido tanto tiempo a su cuenta, le debe presentar los avances necesarios para ese tránsito.
Además la familiaridad del campesino ruso con las relaciones de artel le facilitaría el tránsito del trabajo parcelario al colectivo, que practica ya en cierto grado en los prados indivisos, en los trabajos de avenamiento y otras empresas de interés general.
-Tendrá usted que firmar esta acta por la cual renuncia a la herencia de su señora madre y deja a su padre el usufructo de todos los bienes indivisos, cuya propiedad le asegura él para después de su muerte.
Ha hecho varias contribuciones significativas en ese campo a través de los años, siendo las más importantes a) la mejora de algunos de los signos del sistema de transliteración de Barthel (1958), b) la importancia de identificar la naturaleza de una forma de escritura desconocida (en ese contexto, los 'kohau rongorongo') para poder segmentar sus textos indivisos y no incurrir en juicios arbitrarios, ni incidentales, y c) tras la observación perspicaz de Barthel que unos símbolos reiterativos del rongo rongo en una sección de la tablilla “Mamari” tenían que ver con una especie de calendario lunar, Guy ofreció argumentos que esa parte de glifos corresponde en esencia a un canon astronómico que trataba de “the topic of intercalary nights” (Guy 1990:145).
Hojas basales persistentes, láminas ampliamente obovados a ápices transversalmente elípticas, 3 lóbulos o separados, de 0.9-3 × 0.8-3.4 cm, segmentos o lóbulos indivisos de nuevo, obtusas en la base, margen entero, de segmentos redondeados a obtusos redondeado.
Quería que todos los bienes se sacaran de una vez a remate para que el exceso de oferta hiciera bajar sus precios, que no se dieran plazos para que los pobres tuvieran que abstenerse de participar en los remates y que los lotes se vendieran indivisos para alejar a los compradores de poco poder adquisitivo.
Como resultado de numerosas particiones y transacciones a las que los feudos fueron sometidos a lo largo de los siglos precedentes, algunos de ellos pertenecían a varios señores a la vez, a veces indivisos, a veces por partes determinadas.
Hojas de 3-12(17) cm; las basales –formadas en las etapas de encharcamiento–, que sobrepasan algunas veces al tallo, reducidas al pecíolo y raquis, o provistas en el extremo de dientes cortos y finos, huecas; las emergidas y las caulinares, más cortas, con pares de segmentos de indivisos a pinnatisectos, formados por lóbulos de 0,2-1 cm, lineares o filiformes, frecuentemente bífidos, mucronados, dispuestos con apariencia de verticilos a lo largo del raquis; las inferiores pecioladas; las superiores sésiles, vaina foliar (0,2)0,5- 0,8(1,3) cm, con margen escarioso y blanquecino.
Aunque domiciliados los unos en el Alto Rin y los otros en Vaufrey, poseyeron sus bienes y señoríos indivisos; hasta que en 1741 se llevó a cabo una partición.
Los foros de Juvia funcionaban en realidad como verdaderos vínculos, permitiendo mantener en un linaje grandes fundos indivisos, previamente donados a un monasterio familiar, y devueltos, vinculados por tres voces o generaciones a los descendientes del "postromeyro", recomponiendo de nuevo la unidad de la conducta o propiedad aforada el superviviente en cada succesio, el último conductor del foro vivo.
Los votos monásticos (pobreza, castidad y obediencia) hacían particularmente adecuado el destino monástico de los hijos segundones, con independencia de la sinceridad o no de su vocación, que de este modo no disputaban la herencia de los primogénitos, manteniendo indivisos los patrimonios (institución del mayorazgo).